El lavado de activos, un cáncer financiero de $18 billones anuales, mientras la Unidad de Información y Análisis Financiero (UIAF) celebra que Colombia salió de la lista negra de países por lavado de activos, queda en evidencia que este delito asociado al narcotráfico va en aumento a pesar de los cada vez más estrictos controles a la entrada y fuga de capitales.

El director de la UIAF, Luis Edmundo Suárez, denunció que por esa economía subrepticia entraron al país un estimado de 18 billones de pesos en el 2012, 2 billones más de lo que el mismo funcionario reportó un año atrás, y lo que equivale a 3% del Producto Interno Bruto (PIB) colombiano.

El lavado de activos no es un delito más, pues distorsiona a todos los sectores de la economía y se convierte en una especie de impuesto ilegal que aumenta el costo de vida de los colombianos y aporta a la mayor apreciación del peso frente al dólar.

Aunque la lucha contra este flagelo ya da resultados más alentadores y datos de la UIAF para el 2011 y el 2012 arrojan que se han logrado interceptar 30% de la cifra estimada de lavado de activos, es decir, unos 5.4 billones de pesos, que totalizan cerca de 250 casos detectados y con pruebas fehacientes que se remitirán a la Fiscalía para que obre las investigaciones judiciales. En esa etapa, hay 67 casos que suman 4.7 billones de pesos.

En un seminario internacional realizado en noviembre pasado sobre este delito, el viceministro de Política Criminal, Jorge Fernando Perdomo, reveló que los narcotraficantes lavaron en los primeros 11 meses del año unos 1,183.86 millones de dólares (2.13 billones de pesos), lo que sería una reducción de 672,77 millones frente a los 1,856.63 millones que lavaron en el 2000.

Pero así como se ha ganado en interceptación de bienes del crimen organizado, también se han multiplicado las modalidades en que ingresan esos recursos ilícitos a la economía, más de medio centenar identificadas por las autoridades Entre los principales canales de reintegro de las divisas del narcotráfico están el contrabando y la subfacturación de importaciones para intentar pasar a pesos las utilidades obtenidas en dólares.

La entrada física de moneda extranjera al país es, también, una práctica de lavado muy utilizada. En septiembre del 2009, las autoridades encontraron un contenedor con 5.4 millones de dólares en el puerto de Manzanillo (México) dirigido a Colombia, además de un contenedor con 27,8 millones en el puerto de Buenaventura , recuerdan los investigadores de la Universidad de los Andes Daniel Mejía Londoño y Carlos Caballero Argáez, en un estudio publicado en mayo pasado sobre el tamaño del negocio del narcotráfico (6,900 millones de dólares en el 2008).

Contenido de la Red Iberoamericana de Prensa Económica