El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, acusó a China de violar las reglas de comercio al restringir las exportaciones de tierras raras, una serie de metales utilizados para fabricar productos de alta tecnología.

" Si China simplemente dejara al mercado trabajar por sí solo no tendríamos objeciones, pero sus políticas actualmente evitan eso, y van en contra de las reglas que China se comprometió a seguir", dijo Obama en relación a las exportaciones de estos materiales, luego de que su país, Japón y la Unión Europea demandaran a Pekín ante la OMC.

Su decisión de reprender públicamente a China desde el jardín de la Casa Blanca podría expresar la intensa presión que está enfrentando a propósito del comercio con China, cuando su campaña electoral por la reelección sufre las consecuencias de una recuperación económica aún frágil.

DAR CLIC PARA VER IMAGEN

Pero también es coherente con los fundamentos de su política hacia China, que busca la cooperación con Pekín, al tiempo que intenta que respete las reglas del comercio mundial.

"Cuando sea necesario tomaré la iniciativa si nuestros trabajadores y nuestras empresas están siendo sometidas a prácticas (comerciales) injustas", dijo Obama.

La demanda conjunta es la más reciente, pero no la primera, realizada por países desarrollados en la OMC sobre el comercio de materias primas por parte de China. En respuesta a una demanda de la UE, a principios de este año, el organismo con sede en Ginebra determinó que China había restringido ilegalmente las exportaciones de materias primas como bauxita, zinc y magnesio.

RDS