El Gobierno de Brasil recortó su previsión de crecimiento económico para el 2017 a 1% desde 1.6%, haciéndose eco del pesimismo reciente del mercado en momentos en que el país intenta salir de su peor recesión en al menos ocho décadas.

La economía brasileña volvería a crecer en el primer trimestre del 2017, dijo el lunes el secretario de política económica del Ministerio de Hacienda Fabio Kanczuk.

NOTICIA: Economía de Brasil no repunta

El Gobierno también cambió la proyección para la contracción económica de este año a 3.5% desde 3.0 por ciento. La recesión de dos años se intensificó en el tercer trimestre, mostraron datos del banco central la semana pasada, dejando a 12 millones de personas desempleadas.

Economistas en un sondeo semanal del banco central habían recortado sus proyecciones del crecimiento a 1.0% en el 2017. El Fondo Monetario Internacional espera que el producto interno bruto (PIB) de Brasil se expanda apenas un 0.5% el año próximo.

NOTICIA: Recuperación económica de Brasil tomará tiempo: Michel Temer

Las estimaciones oficiales de ingresos fiscales en el 2017 se mantuvieron sin cambios pese a la reducción en la proyección de crecimiento. Kanczuk dijo que el Gobierno continuaba comprometido con su meta presupuestaria para el próximo año.

El Gobierno prevé una inflación de 4.7% para finales del 2017. Se espera que el tipo de cambio finalice el año en 3.6 reales por dólar, comparado con una estimación previa de 3.5 por dólar.

abr