Disputar la Champions League significa ingresos extra para los equipos europeos, y mientras mejor sean los resultados, esa entrada económica aumenta. Por estar en la fase de grupos recibieron en la presente edición 15.25 millones de euros y cada punto obtenido equivale a 900,000.

El Bayern Múnich ganó todos los puntos y acumuló 16.2 millones en la primera fase; el RB Leipzig, 9.9 millones; el Borussia Dortmund, 9, y el Bayer Leverkusen, 5.4; los tres primeros agregaron 9.5 millones por avanzar a los octavos, mientras el Múnich y el Leipzig sumaron 10.5 millones más por entrar a los cuartos de final. En total, los cuatro clubes acumularon 151 millones de euros y entre todos donaron 20 millones (13.2%) para los clubes con más problemas económicos en las dos primeras divisiones del futbol profesional alemán.

“Junto con los otros tres participantes de la Champions League, queremos enviar una señal de solidaridad a todos los clubes de la Bundesliga y la Bundesliga 2 con esta iniciativa. En estos tiempos difíciles, es importante que los hombros más fuertes apoyen a los más débiles”, expuso Karl-Heinz Rummenigge, director general del Bayern Múnich, en un comunicado conjunto.

“La supervivencia de varios clubes está en peligro. Nos sentimos obligados a hacer una contribución a la comunidad del club. A fin de cuentas, todos los involucrados comparten el interés de mantener la estabilidad de las estructuras de la Liga”, fueron las palabras de Fernando Carro, presidente de la Junta del Bayer Leverkusen.

No es la primera ocasión que ocurre este tipo de acciones solidarias en la Bundesliga. En el 2004, el Dortmund estaba en una crisis económica y el Múnich les prestó 2 millones de euros para pagar salarios de jugadores. Además, el club bávaro ha apoyado al futbol amateur y clubes como 1860 Múnich y el St. Pauli. Gestos que no suelen darse en otras ligas.

“Creo que este tipo de acciones lo que hace es crear ese tipo de engagement emocional, sobre todo los Millennials y Centennials son el tipo de acciones que voltean a ver, aunque no están tan relacionados con el futbol. Hay una frase muy interesante de Karl Heinz Rummenigge, CEO del Bayern, “que los hombros más fuertes” deben apoyar “a los más débiles”, y creo que ése es el mensaje. Definitivamente creo que esto va a tener un impacto muy positivo a su reputación. A nivel mundial, los primeros que tratan de ayudar son los alemanes, entre ellos sabes que tienen que ayudarse, son muy orgullosos. Es muy interesante cómo viene este entendimiento de que, si bien es sólo un deporte, deben apoyar un bien común. En las siguientes generaciones es muy importante porque buscan estar involucrados en una causa”, explica Carlos Maya Benassini, vicepresidente de Comunicación Corporativa de Another Company y experto en relaciones públicas.

Desde los jugadores, fueron los de la Liga alemana los primeros que hablaron de los recortes salariales para apoyar a sus clubes. Los futbolistas del Borussia Monchengladbach y el Schalke 04 hablaron de renunciar a su sueldo, en el Bayern Múnich y el Borussia Dortmund la reducción fue de 20%; en el Werder Bremen y Bayer Leverkusen también aceptaron recortes.

El Múnich es el equipo alemán que mejor paga. Según la Global Sports Salaries Survey 2019 de Sporting Intelligence, el club paga un sueldo anual promedio de poco más de 7.4 millones de euros anuales, en su plantilla registran 31 jugadores, lo que generaría un pago de 230 millones de euros al año en salarios. Un recorte de 20% significa 46.1 millones anuales o 3.8 millones por mes.

Con datos publicados sobre los recortes, al mes, el Dortmund ahorraría 2.1 millones de euros; el Monchengladbach, 4.1 millones, y el Schalke, 4.5 millones.

“Una gestión corporativa enfocada al bien común y la responsabilidad social se necesitan para ser más afable, es algo tangible y una inversión a corto plazo para cualquier sistema de reputación corporativa”, señala Maya Benassini.

En la lista de los 10 futbolistas más caros, sólo aparece uno de la Bundesliga, Jadon Sancho, en el cuarto lugar, según el Observatorio de Futbol del CIES, mientras que entre los 10 mejores pagados de acuerdo con L’Equipe, sólo el décimo jugador está en Alemania: Robert Lewandowski (1.66 millones de euros por mes), del Bayern Múnich.

“Parece que el espectáculo sólo se puede generar con dinero, y no creo que quieran llegar a eso; la Bundesliga lo tiene muy claro, ¿cómo se genera? Dejando de gastar dinero, de pagar tantos sueldos, generar mucho talento y venderlo; el Bayern quizás rompe un poco con el molde”, manifiesta Carlos Maya.

Clubes y selecciones

UEFA suspende competencias hasta nuevo aviso

La UEFA tuvo que rendirse ante lo inevitable el miércoles y suspender todos los partidos de la Champions League y la Europa League “hasta nuevo aviso” debido a la pandemia del coronavirus.

En tanto, todos los partidos de selecciones programados para junio también fueron pospuestos, incluyendo los repechajes para la Eurocopa que debía jugarse este año y fue reprogramada para el 2021.

Las finales de los dos torneos continentales, previstas para mayo, ya habían sido pospuestas.

Si bien la mayoría de las ligas en Europa esperan completar sus calendarios una vez que se levanten las restricciones de movimiento y contacto social, el presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin, dijo la semana pasada que la temporada podría quedar en la nada si la actividad no se retoma para fines de junio.

Una videoconferencia el miércoles con representantes de las 55 federaciones miembro de la UEFA incluyó una amplia discusión sobre la crisis y qué opciones podría enfrentar la actividad en las próximas semanas.

Todos los partidos de los equipos nacionales, incluidos los partidos de repesca para la Eurocopa 2020, que estaban programados en junio, también fueron aplazados “hasta nueva orden”.

Los partidos de clasificación para la Eurocopa femenina del 2021 son también aplazados, así como los torneos juveniles.

Decisiones en la Bundesliga

  • Los 36 clubes alemanes de Primera y Segunda División confirmaron la interrupción de la Bundesliga al menos hasta el 30 de abril y admitieron la posibilidad de terminar la temporada a puerta cerrada.
  • La Liga Alemana de Futbol busca recaudar €300 millones para sortear la suspensión de los juegos de la Bundesliga durante la pandemia del Covid-19 y está considerando el interés de dos firmas de capital privado, según Bloomberg.

[email protected]