Si el nombre de Dafne Carolina Navarro Loza ya era histórico por haber conseguido la primera plaza olímpica para México en gimnasia de trampolín, ahora lo es más porque ha alcanzado un nivel más allá de las fronteras nacionales.

Dafne Navarro avanzó a la final de trampolín la madrugada de este viernes, convirtiéndose además en la primera gimnasta de Latinoamérica que lo consigue desde que esta especialidad fue incluida oficialmente en el programa olímpico en Sídney 2000.

Desde entonces, solo habían participado representantes de Canadá y Estados Unidos en estas finales, procedentes del continente americano. Por las canadienses: Karen Cockburn (2000 y 2004), Heather Ross-McManus (2004, 2008 y 2012) y Rossie MacLennan (2008, 2012, 2016 y 2021), mientras que por las estadounidenses, Savannah Vinsant (2012) y Nicole Ahsinger (2021).

El resto de nacionalidades finalistas han sido Gran Bretaña, Bielorrusia, Georgia, China, Japón, Rusia, Uzbekistán, Ucrania, Alemania y Países Bajos, es decir, siete de Europa y tres de Asia.

La originaria de Jalisco logró avanzar a la final de Tokio 2020 tras obtener 99.850 puntos totales durante la fase eliminatoria, dejando fuera a representantes de países con alta escuela gimnástica como Iana Lebedeva, de Rusia (compitiendo bajo el nombre del Comité Olímpico Ruso), la canadiense Samantha Smith, la británica Laura Gallagher y la anfitriona Hikaru Mori.

Ya en la competencia final, que empezó al borde la 1:00 de la mañana del viernes en tiempo del centro de México, Dafne fue la primera en participar y tuvo un desliz en su cierre, lo que le valió perder puntos hasta quedar con un 48.345.

Me llevo muchísimas cosas. Es el sueño que se volvió realidad y pues se lo dedico a todos mis amigos, a mi familia y a la gente que confió en mí. No hubiera cambiado nada. Lo hice muy bien, me siento muy a gusto con mi participación, era la única latinoamericana, tengo diploma olímpico, estoy muy agradecida con todo”, comentó la mexicana tras la final.

Navarro Loza lamentó su error en la final, pero se mostró firme en su sueño olímpico rumbo a París 2024: “En la final hubo un pequeño error, quise cerrar muy fuerte que hizo que estuviera un poquito pasado mi pie (…) Me transformó como deportista, desde ahorita ya estoy creciendo muchísimo. Saber lo que es estar en unos Juegos Olímpicos es increíble. Ya estoy pensando en Paris 2024, ya me vi allá”.

La destacada participación de Dafne Navarro se da en un contexto pleno para la gimnasia mexicana, ya que fue la primera edición olímpica en la que fue el equipo completo, sumando a Rut Castillo en la categoría rítmica y a Daniel Corral y Alexa Moreno en la categoría artística.

Tras el trampolín, aún quedan dos posibilidades de medalla para México en la gimnasia de Tokio 2020, ya que Alexa Moreno competirá la madrugada del domingo 1 de agosto en la final de gimnasia artística en su especialidad del salto de caballo, mientras que Rut Castillo empezará su participación en gimnasia rítmica el 6 de agosto.