La especialización de los servicios de movilidad en todo el mundo impulsó el desarrollo de empresas que en la actualidad han encontrado nichos de mercado muy rentables. Más allá de las conocidas plataformas de renta de autos por aplicación, hay modelos en los que grandes empresas y autoconstructores invierten cuantiosos recursos económicos, tecnológicos y humanos.

Según la consultora de mercadotencia Fact & Factors, el mercado global de movilidad compartida tuvo un valor de 99,080 millones de dólares en 2019 y para el 2026 se espera alcance un nivel de 238,030 millones de dólares, de acuerdo a su estudio “Mercado de movilidad compartida por servicio (viajes compartidos, bicicletas compartidas, viajes compartidos, automóviles compartidos y otros), por vehículo (automóviles, vehículos de dos ruedas y otros) y por modelo de negocio (P2P, B2B y B2C): industria global Perspectiva, análisis integral y pronóstico, 2020-2026 ”.

Agrega también que el crecimiento anual esperado compuesto (CAGR) pasará de 15.42% de 2019 a 2026. Se espera que el mercado de movilidad compartida global crezca a una tasa de crecimiento anual compuesta (CAGR) de 15.42% entre 2019 y 2026.

Al ser tan extenso el tema de la movilidad me centraré en las empresas que se desenvuelven en el apartado de servicios compartidos en automóviles o Carsharing y los modelos de negocio P2P, B2B y B2C. En todos ellos las áreas de oportunidad son muy atractivas y gracias a la experiencia obtenida en el momento, nacen más áreas específicas de acción.

Compartir un auto, B2C

Muy populares y un negocio relativamente sencillo tanto para el operador como para el usuario. Business to Consumer es en resumen el acceso a un vehículo compartido mediante el pago de una suscripción y una renta mensual. Se considera el cobro de una tarifa única para determinado número de kilómetros, si se exceden, entonces se aplica una tasa por kilómetro adicional.

Los viajes tienen destinos específicos como una terminal de transporte público hacia una zona determinada de oficinas, corporativos, centros de negocios o áreas residenciales con una concentración considerable de habitantes. Los usuarios tienen la libertad de conectarse entre los destinos específicos, es decir, pueden crear rutas diferentes pero siempre llegando a los sitios previamente diseñados. Por ello también están obligados a reservar un slot o lugar de estacionamiento y así eliminar la saturación de una terminal.

Entre las empresas más importantes están e-mov, Respiro, Zipcar, Zity y Car2Go. La última nació en 2008, lanzada al mercado en 2009 en la ciudad alemana de Ulmin y fue creada por el fabricante alemán Daimler. Opera actualmente en ciudades de Estados Unidos, Alemania, España, Italia, Canadá, Holanda, Francia, Reino Unido y Austria.

B2B, el auto de tu jefe

Business to Business es un híbrido entre servicios para usuarios comunes y flotas comerciales de una empresa. Este modelo creció cuando se identificó la necesidad de proveer servicios de movilidad a los colaboradores de una organización. Son autos que no solo operan para satisfacer las necesidades de distribución y transporte de bienes sino también para el traslado de ejecutivos y empleados en su jornada laboral. Existen varios factores para su crecimiento. Uno de ellos es la entrada en vigor de legislaciones ambientales más estrictas que penalizan a las corporaciones con elevadas emisiones de contaminantes no solo en sus procesos de producción sino también en sus canales de distribución.

De este modelo de negocio un jugador clave como Frost&Sullivan mencionó que el crecimiento del mercado sería de 20% entre 2013 y con más de 4 mil empresas demandando el servicio solo en Europa. Como parte de un plan de colaboración conjunta entre Daimler y BMW Group, hace unos años desarrollaron empresas de movilidad compartida con las modalidades Reach Now (servicios multimodales), Charge Now (recarga), Free Now (Estacionamiento) y Share Now (auto compartido). En 2019 ambas compañías tuvieron un crecimiento de 44% que representó un volumen cercano a los 90 millones de usuarios.

P2P, que trabaje mi auto

Claro, hablando en un escenario pre pandémico, la gran mayoría de los dueños de un auto lo utiliza para llegar a su empleo y al concluir su horario, lo conduce de regreso a casa. El periodo entre la llegada y la salida podría significar más de 8 horas en las que está detenido. Esta modalidad anima a los propietarios a rentar sus unidades con el gran beneficio de obtener un ingreso y por tanto una mayor rentabilidad.

Para los expertos en la materia, Peer-to-Peer tiene la plataforma de crecimiento más prometedora pero también los mayores obstáculos. Esto es fácil de entender si nos remitimos a las áreas corporativas de una ciudad en las que a lo largo de un día hábil se pueden apreciar los autos estacionados de toda la fuerza laboral. Pero también hay que considerar el hecho de que un desconocido alquile nuestro vehículo, que al final, se trata de un bien que nos representa un valor monetario considerable.

En 2018 Mini lanzó la aplicación MINI Sharing App, en la que los propietarios de un Mini permiten a sus amigos, familiares o compañeros de trabajo, utilizar su vehículo liberando los seguros y arrancando el motor mediante la aplicación. Durante el arranque del proyecto, esta extensión del P2P por parte de Mini, invitó a 500 de sus clientes a participar en el proyecto.

marcos.martinez@eleconomista.mx