El próximo 25 y 26 de octubre, la Dirección General de Divulgación de la Ciencia de la UNAM llevará a cabo la Séptima Edición de la Fiesta de las Ciencias y las Humanidades, un encuentro entre estudiantes e investigadores de la UNAM, en donde podrán resolver sus dudas e inquietudes, así como despertar el interés por la investigación tanto en ciencias como en las humanidades.

“La ciencia nos toca en todo y a veces no nos damos cuenta. Lo que tratamos es de romper estos paradigmas sobre que la ciencia es seria y aburrida y que, a través de dinámicas demostrativas, los jóvenes salgan apasionados por ella”, explica Carmen López Enríquez, coordinadora ejecutiva de la Fiesta de las Ciencias y las Humanidades.

Hace siete años comenzaron con el proyecto, “en ese momento buscábamos cerrar estos grandes canales que hay entre los investigadores y la sociedad en general. Aunque tenemos más de 50 centros de investigación en la UNAM, programas universitarios, facultades y múltiples proyectos, no estaban siendo dados a conocer y, además, estaba un poco rezagada la investigación, importábamos mucha de ella”.

En este contexto se necesitaba despertar esta inquietud en los jóvenes, sobre todo en aquellos que inician bachillerato y universidad, por ello la propuesta fue hacer estos encuentros cara a cara entre investigadores y jóvenes.

Se trata de transmitir la pasión por la ciencia de manera directa, asegura López Enríquez en entrevista, convivir despierta un factor único que elimina mitos y permite a los jóvenes visualizarse como los futuros investigadores de nuestro país.

“Esto ha gustado mucho, no sólo a los chicos, también a los investigadores, pues no existían espacios similares, nuestro eslogan: ‘La ciencia de cerquita’ se empezó a vivir desde la primera edición”.

La responsable del encuentro explica que han tenido que superar muchos retos como el lenguaje, pues en un científico es mucho más complejo, pero aquí es donde entra la divulgación de la ciencia, para convertir una conferencia magistral en una charla de 30 minutos, donde se privilegia la interacción y la comunicación. “En ese sentido con los investigadores han sido experiencias maravillosas”.

No solamente se trata de sembrar en los jóvenes la semillita de la investigación sino también crear vocaciones, “la verdad es que la UNAM ofrece un sinnúmero de carreras, alrededor de 120, pero la mayoría se inscribe en las mismas 13, esto es porque no conoce realmente a que se dedican estas áreas”.

La innovación, tema central

Este año el tema integrador es innovación y se compartirán los proyectos más innovadores. La coordinación de innovación y desarrollo traerá un auto Fórmula 1, creado por la facultad de ingeniería; se harán experimentos, por ejemplo, extraer el ADN de la fresa o cómo se fermenta la cerveza, charlas como “¿Es neta, curiosidades y absurdos de patentes y marcas?”. “Todo esto es algo que a los jóvenes realmente les interesa conocer y justo queremos que se vean reflejados”.

Durante este encuentro se llevarán a sabo más de 70 programas de centros, institutos y facultades, además de jóvenes que ya participan en proyectos de investigación e incluso un grupo de niños que colabora desde la segunda edición y que permite que público todavía más joven encuentre una propuesta en esta fiesta. Son alrededor de 700 actividades a lo largo de dos días.

“Se trata de vivir la ciencia en todos los sentidos, lo que les pedimos es que vengan con toda la actitud y se metan al micrositio”, pues habrá actividades alternas en el antiguo patio de San Ildefonso, Museo Tezozómoc; a nivel República Mexicana, habrá actividades en Morelia, Juriquilla, Chiapas, Mérida, entre otros espacios.

El evento principal será en la explanada exterior de Universum, Museo de la Luz, Fes Iztacala y Fes Cuautitlán los días 25 y 26 de octubre. El acceso es gratuito, pero hay que registrarse en http://www.dgdc.unam.mx/lafiesta/

[email protected]