En el marco del Día Mundial del EPOC (Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica), se presentó la guía mexicana de EPOC, que busca reducir la brecha en el diagnóstico y tratamiento.

“Se trata de una enfermedad relacionada principalmente con el tabaquismo, pero que ahora sabemos de otros factores que la pueden condicionar”, explica el doctor Adrián Rendón, presidente de la Sociedad Mexicana de Neumología y Cirugía de Tórax (SMNYCT). “Como el tabaquismo está ampliamente distribuido en el mundo, es esperado que mucha gente padezca esta enfermedad”.

Desafortunadamente no es una enfermedad notificable, no se tienen estadísticas precisas de qué tan grave es el problema, pero con lo poco que se sabe, para México, es la octava causa de muerte, eso es equiparable a las estadísticas mundiales, “el EPOC mata más gente que si juntáramos las muertes por cáncer de mama o de cérvix, en la que hay campañas de prevención, de diagnostico y tratamiento. Debería haber campañas semejantes o más intensas con respecto a esta enfermedad, sobre todo en prevención, pues cuando una persona desarrolla síntomas, generalmente ya pasaron años, pues el pulmón tiene mucha reserva. Esto se detecta con una espirometría”.

Esta enfermedad que de manera progresiva cierra los bronquios, hace que la gente batalle para respirar y luego destruye el tejido del pulmón complicando aún más la respiración de los enfermos, hasta que hay invalidez respiratoria.

Hasta hace 20 años el tratamiento de estas personas era con medicamentos muy simples que mejoraban el síntoma principal, que es la falta de aire, pero en la actualidad hay múltiples medicamentos que pueden hacer que la persona respire mucho mejor y vuelva a tener actividad.

Hay tantas opciones, que los médicos que no están familiarizados con ellos en la medicina de primer contacto, que es a donde llegan la mayoría de los enfermos, pueden tener confusión en cuál es la manera más practica y eficiente de tratar a los pacientes y luego cómo ajustar las indicaciones médicas; por ello una guía de tratamiento puede facilitar este trabajo, pues son recomendaciones y estrategias para el manejo de los pacientes.

La guía más conocida en el mundo es la Gold, creada por expertos mundiales, pero no aplicadas a comunidades como las nuestras, con los problemas de implementación a los que nos enfrentamos, por eso es muy importante una guía regionalizada, explicó el especialista.

En México es muy frecuente que además de la exposición al humo del tabaco, la enfermedad se presente en comunidades rurales por los combustibles orgánicos y se exponen desde edades tempranas. “En nuestro país se estima que una tercera parte de pacientes con EPOC es por humo de leña”, dijo.

La guía fue lanzada por la SMNYCT en conjunto con diversas instituciones de salud pública y privada como la Secretaría de Salud, el Cenaprece, IMSS, ISSSTE, la UNAM, Universidad Autónoma de Nuevo León y muchas otras instituciones que participaron en mayor o menor medida. Todas serán las encargadas de la difusión de esta guía, también a través de las redes sociales de la Asociación y los eventos académicos.

El día Mundial del EPOC se celebra cada tercer miércoles de noviembre de acuerdo con la OMS. La guía está disponible de manera gratuita en la liga:  https://www.revistanct.org.mx/resumen.php?idArt=89725&idP=8556