Los usuarios de Banda Ancha Móvil (BAM) incrementaron en 55.7 millones en seis años, al pasar de 2.7 millones al término de 2010 a 58.4 millones en el 2016, de acuerdo con la firma consultora Social Intelligence Unit.

Con lo anterior, explicó en un comunicado, México pasó de tener dos suscriptores de BAM por cada 100 habitantes en el 2010, a 48 por cada 100 seis años después, lo que significó una reducción de la brecha de acceso al Internet inalámbrico.

Esta tendencia de crecimiento se observa también en economías avanzadas, como las que integran el Grupo de los Siete (G7), que destacan por sus crecientes niveles de penetración del servicio, que superan el 100%, como Japón que cuenta con 139% y Estados Unidos con 105% en el 2015, refirió.

NOTICIA: 5 datos sobre el acceso a internet en América Latina

La Banda Ancha Móvil permite el acceso inalámbrico a Internet mediante dispositivos móviles, lo que facilita la conectividad y proporciona un mayor nivel de ubicuidad, lo que se traduce en contar con el servicio en casi cualquier lugar y momento.

La firma consultora expuso que la brecha en penetración de BAM entre México y el G7, que en 2010 superaba los 50 puntos porcentuales, se acrecentó en el 2011 con 58.1 puntos porcentuales y en 78.8 puntos porcentuales en 2015.

NOTICIA: 54% de mexicanos cuenta con Internet móvil: IFT

Sin embargo, abundó que en el 2016 se estimó el primer estrechamiento anual de esta brecha, es decir, en ese año, significó 69.8 puntos porcentuales, métrica que se ubica por encima del diferencial promedio entre el 2010 y el 2016, de 66 puntos porcentuales.

Así, señaló que aún cuando la penetración de la banda ancha móvil es positiva, la dinámica de crecimiento es lejana a la observada en economías avanzadas, por lo que subrayó la importancia de eliminar barreras al consumo de la misma.

NOTICIA: Mucha cobertura y pocos usuarios de banda ancha móvil en México

La firma señaló la necesidad de crear condiciones de competencia efectiva, el impulso de la alfabetización digital y generar contenidos digitales socialmente relevantes, entre otras medidas.

abr