Los participantes del mercado mantienen con cautela sus posicionamientos estratégicos, el rumbo de las tasas de interés en el mundo, la recuperación económica y las elevadas tasas de inflación son algunos de los factores que ponderan al momento de seleccionar sus activos de inversión.

Especialistas consultados consideran que debido a que todavía estamos en una etapa de recuperación tras la crisis que originó el Covid-19, los inversionistas se han vuelto más selectivos para elegir industrias y sectores que podrían beneficiarse de la nueva normalidad, inclinándose por empresas que se han favorecido del confinamiento, así como de las que se aprovechan del teletrabajo y las que han creado vacunas contra el coronavirus.

En entrevista para El Economista, Juan Rich, director de Análisis y Estrategia Bursátil en Grupo Financiero Ve por Más (Bx+), indicó que además del cambio en el comportamiento social que dejó la pandemia, también en el sector de las inversiones se han ajustado los intereses sobre el tipo de activos que prefieren.

“Vimos una parte de la tendencia sobre todo en el sector tecnológico, en el último año el tema derivado de la pandemia hizo que mucho del enfoque estuviera en la parte digital, así como en el tema de compras online, en el tema de herramientas para el trabajo a distancia, así como empresas dedicadas al streaming”, indicó el especialista.

“También vimos un cambio de tendencia hacia sectores de empresas relacionadas con mejorar el espacio del hogar y esto fue bastante marcado, hemos observado a empresas de sectores importantes que tuvieron buenos rendimientos muy por arriba del mercado en general”.

Rich añadió que también la recuperación de los portafolios de inversión en renta variable llamó mucho la atención de los inversionistas.

“Si vemos algún índice internacional enfocado a inversiones en sectores tecnológicos, por ejemplo en el Nasdaq de un año a la fecha el rendimiento que se ha dado ha sido espectacular, en un año nos pagó el 40%, y si nos vamos al punto bajo de la pandemia en marzo del 2020 traemos una recuperación de 120%, entonces cuando se ven estas cifras, se muestra que el inversionista si está más interesado en este sector tecnológico”.

Por su parte, Luis Gonzalí, vicepresidente de inversiones de Franklin Templeton. consideró que este crecimiento en el apetito por empresas relacionadas con el sector tecnológico es porque los inversionistas las ven, más que seguras, prometedoras.

“Son prometedoras porque esas tecnologías disruptivas pueden cambiar la forma en que la gente consume o interactúa, por lo tanto, empiezan a crecer en términos de ventas y utilidades; es muy fácil ver el caso de empresas como: Apple, Amazon, Google, que empezaron muy pequeñas para después ser el monstruo que son ahora. Es muy fácil trasladar esa idea con cualquier otra tecnológica, aunque es importante aclarar que no todas van a llegar a esos niveles, pero es fácil trasladar esa idea y hacer que las valuaciones empiecen a subir a veces de manera injustificada”, consideró.

“Si bien la pandemia tuvo cierto impulso en ciertos sectores como el digital, más bien las inversiones siguieron el curso no tanto por la pandemia, sino a nivel económico en general. Lo que estamos viendo a nivel de renta variable es que todavía hay cierto gas para continuar con el ciclo alcista en bolsa, todavía hay estímulos monetarios en el mercado, mucha liquidez y esto no parece que vaya a cambiar pronto por lo menos no a nivel de tasas y eso le da oxígeno al mercado para seguir subiendo”.

ESG

Sobre las inversiones con enfoque verde, el estratega en inversiones de Franklin Templeton consideró que esto continuará como otra de las tendencias en las inversiones en los siguientes años, pues cada vez hay más interés en invertir en empresas que sean amigables con el medio ambiente y tengan una gobernanza sólida.

“Es una tendencia que llegó para quedarse, aunque siento que todavía está un poco en pañales, pues si hay una moda importante, todo mundo quiere su bono verde, todavía falta mucho camino por recorrer en el tema de hacer valer ese perfil ESG del que las empresas muchas veces presumen”, opina.

Gonzalí considero que estamos en una especie de moda donde todo mundo le quiere poner ESG a su producto, “la recomendación seria como inversionista has bien tu investigación y revisa bien que lo que te están vendiendo si tenga ese enfoque y no simplemente sea una emisor queriéndose subir a la moda”.

Criptomonedas

Finalmente, el especialista de Franklin Templeton opinó que en el caso de las criptomonedas más que considerarlas como un activo de inversión, son un activo de especulación, y en cuanto sean reguladas  les quitará un poco el atractivo, pues ha sido la narrativa la que las impulsa y generalmente tienden a generarse burbujas.

“Mi recomendación es considerarlas no tanto como un activo de inversión, sino como un activo de especulación, no dudo que haya gente que haya hecho mucho dinero con ellas, pero mejor diversifica no pongas todos los huevos en la misma canasta no inviertas más de lo que estas dispuesto a perder”.

El especialista de Ver por Más agregó que el avance que tengan en los próximos meses las criptomonedas dependerá de lo que suceda en El Salvador, quien se convirtió en el primer país en el mundo en adoptar el bitcoin como una divisa de curso legal.

alba.servin@eleconomista.mx