México tiene enfrente la gran oportunidad para estar entre las economías desarrolladas en los próximos años si la nueva administración consigue el apoyo de la sociedad para impulsar los cambios estructurales en el sector energético, laboral y fiscal, advirtió el presidente y CEO para América Latina de Coface, Bart Pattyn.

Durante una conferencia magistral que dictó ante alumnos de la Universidad Anáhuac del Sur, el empresario refirió el capital político con que llega al poder el presidente electo, Enrique Peña Nieto, al contar con un amplio apoyo en las cámaras del Congreso.

Estas mayorías podrían ser una gran oportunidad para esperar que el próximo sexenio habrá cambios importantes en el sector del petróleo, seguridad social, mercado laboral, reducción de burocracia e inversión educativa, acotó.

Al hablar sobre la resistencia económica del país ante el deteriorado entorno mundial, confió en que todavía el año próximo el PIB mexicano alcanzará a rebasar la expectativa de Coface para este año, que es de 3.6 por ciento.

LUCHA ANTINARCO, ?POR BUEN CAMINO

Agregó que espera que el próximo Presidente continúe con la lucha antinarco de este sexenio, pues recordó que Colombia tuvo que invertir 20 años en la guerra contra los cárteles para llegar al punto donde se encuentra ahora.

En México van empezando y seguramente se pondrá peor antes de que mejore. A Colombia le tomó 20 llegar adonde se encuentra y lo hizo con el apoyo militar de Estados Unidos , refirió.

PIGS, LA AMENAZA

Al hablar de los grandes riesgos que enfrenta la economía mundial, refirió la situación de la euro zona para evidenciar el alto impacto que sí está teniendo a nivel comercio e inversión sobre las grandes economías emergentes.

Identificó en España un problema mayor al del sector bancario que, enfatizó, está siendo rescatado de una manera inteligente en una jugada estratégica .

Es la situación financiera de las 19 comunidades autónomas y las ciudades integrantes, lo que no ha podido atajarse aún, advirtió.

Son apenas cinco comunidades que han solicitado una intervención pública, pero el gran temor es la salud financiera de las otras, reconoció. Sin embargo, sólo Cataluña concentra una parte importante de los recursos del Fondo por 18,000 millones de euros, pues ha dicho que solicitaría más de 5,500 millones de euros.

Bart Pattyn descartó un rescate mayor como el que está articulándose en Grecia y enfatizó que en Coface no ven un escenario de resquebrajamiento de la eurozona.