En México, pese a que el sector asegurador se encuentra sólido, conformado por 112 compañías, son sólo cinco las aseguradoras que poseen casi la mitad de las primas totales emitidas en el país.

La agencia calificadora Moody’s precisó que el año pasado estas 112 compañías que se dedican a seguros y fianzas en México emitieron primas por un total de 498,700 millones de pesos.

De este total de primas emitidas, 41.7% fue expedido por tan sólo cinco aseguradoras, es decir, 207,958 millones de pesos en primas están concentrados en dichas compañías.

En entrevista, Francisco Urióstegui, analista de Moody’s, dijo que dichas aseguradoras son Metlife, GNP, AXA, Quálitas y Seguros Monterrey New York Life, las cuales, agregó, se han posicionado en el top cinco en los últimos años.

“Si eres grande y tienes una cartera grande, vas a tener una gran fuerza de ventas, por lo cual es lógico que te lleves una mayor parte. No significa que por naturaleza esté mal pero sí implica que a un nuevo jugador que quiera entrar al negocio le resulte esto en un gran reto”, refirió.

En el reporte de Moody’s Desempeño Financiero y Suplemento Estadístico 2017 de la Industria de Seguros en México, la calificadora destacó que el sector tiene un grado de “moderado” a “alto” en lo que se refiere a la concentración.

En este sentido, Francisco Urióstegui explicó que, en mercados desarrollados, las primas están más distribuidas entre las compañías que operan en el país lo cual ayuda, incluso, a evitar que el sector esté expuesto a ciertos riesgos.

“Cinco de las empresas registradas están manejando casi la mitad del negocio. Esto hace que el mercado tenga exposición a ciertos perfiles y a la solidez financiera de estas empresas. Si alguna vez alguna de éstas llega a tener un problema, pues una parte importante de las primas a nivel nacional puede estar expuesta también”, explicó.

Se necesita mayor competitividad

Pese a la concentración que existe en el sector asegurador, el analista de Moody’s expuso que la industria tiene una solidez financiera bastante grande, la cual puede hacer frente a grandes siniestros como los presentados el año pasado.

No obstante, Urióstegui refirió que lo recomendable es que el mercado sea más competitivo, es decir, que las primas emitidas no estén concentradas en pocas aseguradoras.

“En general, el sector asegurador tiene una solidez financiera muy grande; sin embargo, lo deseable es un mercado competitivo, en el que haya una mayor distribución en donde los participantes tengan una cuota de mercado más equilibrada y, de esa manera, también una diversificación de riesgos más adecuada por diferentes perfiles de compañías”, indicó.

Actualmente, la perspectiva que otorga Moody’s al sector asegurador en México es Estable, ello como reflejo de la buena liquidez de los aseguradores, los sólidos ingresos por primas, la rentabilidad y la exitosa implementación de la nueva Ley de Instituciones de Seguros y Fianzas, conocida como Solvencia II.

“El nuevo esquema tuvo impacto en la rentabilidad reportada así como en la asignación de activos de inversión y, en cierta medida, en la liquidez y capitalización de algunas compañías”, refirió Moody’s.

La agencia calificadora espera que, al cierre de este año, el sector asegurador registre un crecimiento nominal de alrededor de 9 por ciento.

ana.martinez@eleconomista.mx