BBVA México lanzó su nueva generación de tarjetas, tanto de débito como de crédito, que, entre otras características, ya no cuentan con datos visibles, están elaboradas con plástico reciclado, y cuentan con tecnología de pagos sin contacto (contactless), además de que una de estas incorpora un lector de datos biométricos.

Aunado a ello, se presentaron nuevas funcionalidades para la aplicación móvil del banco, con lo que el manejo de las tarjetas será aún más seguro, y permitirá a los clientes gozar de una mejor salud financiera.

Hugo Nájera, director general de soluciones al cliente, explicó que de los 23.7 millones de clientes con los que hoy cuenta BBVA México, 21.3 millones tienen una tarjeta de débito activa y de estos 4.8 millones tienen una digital; mientras que 4.7 millones poseen una tarjeta de crédito activa, y de estos 2.2 millones tienen una digital. Aunado a ello, detalló, 12.7 millones ya usan la aplicación móvil del banco.

En videoconferencia, expuso que las nuevas tarjetas, denominadas “Aqua”, serán para todos los clientes del banco y no sólo para los nuevos, por lo que estimó que en un plazo de no más de cuatro años, ya todos tengan sus nuevos plásticos una vez que se hayan vencido las actuales o actualizadas por robo y/o extravío.

“Esto es para todos nuestros clientes. Poco a poco iremos sustituyendo todas las tarjetas”, dijo.

Nuevas características

Se explicó que algunas de las características de las nuevas tarjetas son: máxima seguridad, ya que no tienen datos impresos y cuentan con controles ágiles para bloquearlas, consulta de NIP fácil y seguro; y un CVV dinámico para compras online.

Además, se promueve la salud financiera, toda vez que las nuevas funcionalidades de la app, ayudan al usuario a tener un control total de sus finanzas.

Asimismo, con las nuevas tarjetas llegan las opciones de pago contactless y pago móvil, y también se podrá gestionar la capacidad de crédito con una línea flexible; elegir las compras a financiar a plazos; y obtener beneficios como el sistema de recompensas.

De igual forma, es posible solicitar una reposición instantánea al domicilio o alguna sucursal específica; y gestionar plásticos adicionales, todo ello desde la app.

Pero además, para los segmentos de banca patrimonial y privada, se creó la tarjeta denominaba Smart Key, un dispositivo de última generación, y único en América, que, además de las características antes mencionadas, cuenta con un lector de huellas dactilares, con lo que, sin necesidad de proporcionar más datos, se podrán hacer pagos contactless superiores a los 400 pesos, que hoy es límite permitido para esta modalidad.

Adopción creciente de pagos sin contacto

Hugo Nájera destacó el crecimiento que ha habido en otros países en los pagos sin contacto. Mencionó el caso de BBVA España, donde al cierre del primer trimestre del 2021, el 75% de las compras en negocios físicos se había realizado por esta vía; mientras que el 11% con pagos móviles y 14% con chip más NIP.

De acuerdo con información de Visa, se espera que para el 2024 la cantidad de tarjetas contactless crezca 290% en América Latina.

Recuperación en colocación de tarjetas

Nájera afirmó que tras la caída en la colocación de tarjetas de crédito como consecuencia de la pandemia, ya se espera una recuperación fuerte, y que en el caso de este banco, se han colocado ya hasta 120,000 plásticos mensuales.

kg