Pese a que el 2018 se prevé de incertidumbre y volatilidad, BBVA Bancomer considera que es un buen año para contratar un crédito hipotecario, por lo que estima colocar 42,000 millones de pesos, que representaría un crecimiento de 18% anual.

Hoy la cartera del banco en este rubro asciende a 190,000 millones de pesos.

Antonio Pinto, director de Desarrollo de Negocio Hipotecario del banco, recordó que en el 2017 el sector enfrentó algunos retos que derivaron en una desaceleración del crédito para adquisición de vivienda, misma que se fue revirtiendo en la segunda mitad de ese año.

En este sentido, señaló que el 2018 sigue siendo un buen año para contratar un crédito hipotecario, dado que las tasas, pese a las alzas del Banco de México (Banxico) en la tasa de interés objetivo, siguen bajas.

Prueba de que Bancomer le apuesta a este sector, dijo, es que este año invertirá 60,000 millones de pesos en él.

Como parte de esta inversión, el directivo destacó que en el 2017 Bancomer lanzó una herramienta para iniciar el trámite de crédito hipotecario desde la vía digital; y a partir del 22 de abril estará en funcionamiento una nueva herramienta digital, Valora, que ayudará a los clientes y no clientes a identificar los precios promedio de compra y venta de un inmueble por zona, a través de un buscador que usa big data y tecnología de geolocalización.

Fernando Balbuena, economista sénior de BBVA Bancomer, señaló que el banco está muy tranquilo ante la volatilidad, dado que las tasas hipotecarias siguen a las de largo plazo, y éstas no han incidido aún en el costo de los créditos hipotecarios.

En este sentido, no previó, al menos hasta la primera mitad del 2019, que haya incrementos importantes en los costos de los financiamientos para vivienda.

“Estaríamos esperando que las tasas de largo plazo para este año a lo mejor podrían incrementarse 50 puntos. Sin embargo, esta transmisión es muy limitada y es lenta. Entonces no esperamos en el 2018, incluso la primera mitad del 2019, que haya un incremento en las tasas hipotecarias porque esperamos que las tasas de largo plazo se mantengan estables”, dijo.

“No solamente no nos estamos frenando (en colocación del crédito), no solamente no estamos respondiendo al incremento en las tasas de interés en las hipotecas, sino que tenemos planteada una inversión muy grande que va a estar soportada por temas tecnológicos”, comentó por su parte Hugo Nájera, director de Desarrollo de Negocios del banco.

Con la nueva herramienta digital, los usuarios podrán ingresar los datos de la colonia o zona donde desean comprar, y la funcionalidad arrojará los rangos de precios por metro cuadrado de la vivienda de acuerdo con las preferencias de habitaciones y espacio. De esta manera, el cliente podrá tener una referencia clara de los precios de los inmuebles y la oportunidad de encontrar la mejor oferta que se adapte a sus necesidades.

Además, explicó Bancomer, el cliente podrá iniciar su proceso hipotecario de forma digital. “El usuario sólo tendrá que ingresar datos sencillos, y de manera inmediata, tras realizar un análisis de crédito, se emitirá un certificado con la oferta aprobada de crédito hipotecario. El cliente podrá continuar el trámite en línea, o, si así lo desea, asistir a cualquiera de las más de 1,800 sucursales de BBVA Bancomer a nivel nacional”.

eduardo.juarez@eleconomista.mx