La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) al momento ha expulsado a 25 estudiantes que participaron en los hechos violentos en Ciudad Universitaria (CU), donde un grupo agredió a estudiantes del Colegio de Ciencias y Humanidades Azcapotzalco, el 3 de septiembre.

En un comunicado de prensa, la UNAM informó este jueves la expulsión de tres estudiantes del Colegio de Ciencias y Humanidades Naucalpan por su participación en los hechos que se suscitaron en la Torre de Rectoría.

Por medio de la Gaceta UNAM se notificó que hay evidencias de que Giovanny “N”, Óscar Eduardo “N” y Jorge Iván ”N” participaron en la agresión durante una protesta pacífica.

Vinculan a proceso a menor

El Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México informó que un juez de control vinculó a proceso a un joven por el delito de lesiones calificadas que ponen en peligro la vida, en hechos ocurridos el pasado 3 de septiembre.

Se trata de un adolescente de 17 años, detenido en el estado de Hidalgo mediante oficio de colaboración.

Durante la audiencia, el Ministerio Público, al imputar el delito al adolescente, lo acusó de ser el responsable de lesionar con un objeto punzo cortante a nivel renal a un estudiante que participaba en una manifestación, lo que colocó a la víctima en riesgo de perder la vida.

Rechazan policía universitaria

La UNAM no está de acuerdo con la propuesta del jefe de Gobierno capitalino, José Ramón Amieva, de crear una policía universitaria pues “agravaría” la inseguridad.

“La UNAM no puede estar de acuerdo con la propuesta de conformar una policía o cuerpo de seguridad armado al interior de sus campus”, informó en un comunicado.

La universidad agradeció la iniciativa del jefe de Gobierno de reforzar la seguridad de los planteles mediante la vigilancia y el patrullaje al exterior de los mismos; sin embargo, la máxima casa de estudios reiteró que ha manifestado en múltiples ocasiones “que contar con un cuerpo de seguridad armado dentro de sus instalaciones, lejos de ayudar a combatir la inseguridad de los universitarios, la agravaría”.