En los últimos días, el presidente Andrés Manuel López Obrador pasa hasta 19 horas continúas en Palacio Nacional, dando seguimiento a su estrategia contra el huachicol, por lo que prácticamente desayuna, come y cena en la oficina presidencial mientras atiende asuntos y recibe funcionarios.

El Primer Mandatario come de todo, aunque su comida preferida es la de estilo tabasqueño.

Las fuentes contaron que la comida que recibe el Presidente es elaborada por el personal que atiende el comedor de empleados de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) en Palacio Nacional.

Aseguraron que no existe un trato preferencial en el tipo de comida para el Presidente, pues los alimentos son los mismos que consumen los empleados. Incluso, las fuentes de Presidencia mencionaron que no existe un protocolo especial para el titular del Ejecutivo federal reciba sus alimentos.

Este jueves, López Obrador posteó una fotografía sentado en una mesa de su oficina en Palacio Nacional, consumiendo alimentos: “Comiendo en la oficina un suculento puchero tabasqueño con calabaza criolla, yuca y macal, acompañado de totoposte y chile amashito. Hay que ser universal, pero no hay que dejar lo nuestro, no perder la querencia”, dijo.

[email protected]