El Partido Verde Ecologista de México (PVEM) estimó que en 2013 habrá desabasto de agua en el Distrito Federal ocasionado, en parte, por las pugnas entre autoridades del ramo tanto locales como federales.

Angélica Chacón, secretaria de Ecología del instituto político, indicó que dos millones 567 mil habitantes del Distrito Federal -29 por ciento de la población total- no reciben el líquido en la cantidad o calidad necesarias pese a las persistentes lluvias.

En entrevista, sostuvo que el sistema de presas en todo el país no ha captado la suficiente cantidad y la mayoría de ellas muestran tan sólo 57 por ciento de su capacidad, respecto al año pasado cuando en estas fechas alcanzaban 67 por ciento.

En 2011 los vasos de captación acumulaban 525 millones de metros cúbicos, frente a los 445 millones de metros cúbicos almacenados actualmente, situación que debería alertar la preocupación oficial por impulsar medidas de captación y ahorro del vital líquido , dijo.

Chacón criticó el recurrente desabasto en el Distrito Federal, pues cada año se depende de las lluvias para orientar el uso y cuidado de ese recurso en tanto que las autoridades de los gobiernos local y federal mantienen una guerra de acusaciones y culpabilidades .

Señaló que si bien es necesario que se mejoren los hábitos de consumo del recurso, según datos del Sistema de Aguas de la Ciudad de México prevalece la injusticia en la distribución.

Refirió que tan sólo seis millones 284 mil de los ocho millones 851 mil capitalinos tienen acceso al agua, es decir 71 por ciento; mientras que un millón 328 mil reciben agua por tandeo diario (8 horas al día en promedio), 885 mil por tandeo semanal (uno a dos días por semana) y 354 mil de calidad deficiente.

En tanto el dirigente del PVEM en el Distrito Federal, Samuel Rodríguez Torres, reprobó la política pública en la materia, pues tanto la federación como el gobierno local llevan muchos años postergando medidas de fondo para resolver el abasto.

Indicó que ambas autoridades carecen de un proyecto hidráulico metropolitano que aproveche oportunidades tecnológicas y reduzca los riesgos de abastecimiento y deterioro del recurso.

Mientras se culpan de la ineficiencia, dijo, prácticamente no impulsaron medidas para captar agua de lluvia, no se han reforestado adecuadamente las sierras en el valle de México o las cuencas.

Sostuvo que el Gobierno del Distrito Federal ha ignorado los llamados a reducir las fugas en la red de abasto que pierde hasta 38 por ciento del líquido y está pendiente la propuesta de reforma legal para descentralizar al Sistema de Aguas de la Ciudad de México.

Rodríguez Torres subrayó la importancia de establecer una nueva política en el manejo del abasto del agua, creando sistemas de captación y plantas tratadoras del líquido.

También urgió a desarrollar proyectos para reutilizar de forma masiva el agua residual tratada como fuente fundamental para el abastecimiento futuro, todo acompañado de jornadas educativas sobre su uso racional.

ERP