El presidente Enrique Peña Nieto dio a conocer que la banca de desarrollo del país tiene una bolsa de 50,000 millones de pesos para apoyar al sector privado, a fin de que invierta e impulse la actividad productiva en las siete Zonas Económicas Especiales del país.

En el marco de la firma del Decreto de Declaratoria de las Zonas Económicas Especiales de Campeche y Tabasco, el mandatario destacó que está por entregar la gran mayoría de los compromisos que ofreció a los mexicanos durante su campaña.

 

Sostuvo que la sociedad ya está gozando de los beneficios de muchas de las reformas estructurales y las Zonas Económicas Especiales constituyen un cambio de paradigma y una decisión de política pública que impulsará la actividad productiva, que se traducirá en una mayor generación de empleos.

Explicó que “la banca de desarrollo, la banca del Estado, está lista” con esta bolsa a la que el sector privado tendrá acceso a través de la Ventanilla Única, para las empresas que decidan invertir en estas siete zonas.

Detalló que el paquete de siete ZEE dará impulso económico a las zonas más afectadas del país por la caída dramática de los precios del petróleo, y junto con las reformas estructurales, en particular la energética, “van a detonar de manera bien importante la economía”.

Acompañado por los gobernadores de Campeche, Alejandro Moreno Cárdenas, y de Tabasco, Arturo Núñez, destacó que además de este paquete de financiamiento las empresas que inviertan en las ZEE tendrán un estímulo fiscal.

Agregó que, para promover, las compañías contarán con la condonación al cien por ciento del Impuesto sobre la Renta (ISR) durante los próximos 10 años y el 50 por ciento en las cuotas obrero-patronales.

En el acto en el que inauguró el Acueducto Homobó y el Mega Drenaje Pluvial, recalcó que el país enfrenta una doble realidad, pues el centro, occidente y norte del país han tenido en los últimos año un mayor dinamismo económico y un mayor crecimiento económico, mientras que el sur-sureste presenta rezagos.

Por ello, apuntó Peña Nieto, se impulsará un cambio estructural para llegar a lugares que tienen potencial de crecimiento, con una inversión diferente a la que se había tenido.