Ricardo Anaya, presidente nacional del PAN, acusó que las publicaciones periodísticas que indican un supuesto enriquecimiento ilícito de él y su familia responden a un golpe del gobierno federal para destruir su reputación.

En conferencia aseguró que la información difundida en días pasados, en concreto las fotografías con las que se acompañan las notas periodísticas, fueron filtradas por el gobierno de Enrique Peña Nieto.

Dijo que fue a través de un peritaje fotográfico donde se constató que dichas imágenes son documentación que los ciudadanos dan a la Secretaría de Relaciones Exteriores a la hora de tramitar un pasaporte.

Por tal motivo, es documentación que sólo esta en manos de la cancillería y de las áreas de inteligencia del gobierno, con lo que se violentó la Ley General de Protección de Datos Personales en posesión de sujetos obligados, insistió.

La publicación señala que el líder blanquiazul y su familia se vieron beneficiados por la expropiación de terrenos, realizados por el entonces gobernador de Querétaro, Francisco Garrido Patrón, en momentos que Anaya se desempeñó como su secretario particular.

Ricardo Anaya agregó que las presuntas filtraciones responden a que desde la dirigencia del PAN se ha llamado a votar en bloque para impedir que el priista Raúl Cervantes pase de procurador a fiscal general de la República.

En tanto, Javier Lozano, senador con licencia, opinó que de continuar con una guerra en contra del gobierno y el PRI, el PAN está en riesgo no sólo de perder las elecciones del 2018, sino de caer hasta el tercer sitio.