México obtuvo el lugar número 99 de 126 naciones en el Índice de Estado de Derecho 2019 de World Justice Project (WJP), posicionándose así como uno de los países peor evaluados a nivel global y regional.

Con una calificación de 0.45, en donde 0 es una ausencia total de Estado de Derecho y 1, una fortaleza máxima, México registró deficiencias principalmente respecto a seguridad, anticorrupción y justicia penal.

La calificación ubicó a México para este 2019 por debajo de países como Liberia, Guatemala, El Salvador, Zambia y Costa de Marfil, entre otros; mientras que se ubicó por arriba de Guinea, Nigeria, Madagascar, Honduras y Pakistán.

“Tenemos bastantes debilidades cuando nos comparamos con otros países, ya sea de la región o del mundo en general”, afirmó Leslie Solís, investigadora del WJP a El Economista.

De acuerdo con el indicador, a nivel de América Latina, México se ubicó como el quinto peor país en Estado de Derecho, sólo por arriba de Nicaragua, Honduras, Bolivia y Venezuela; este último ocupó también el último lugar a escala global en el índice.

“Si solamente comparas México con países similares, también estamos mal; si comparas México con otros países de la región de América Latina y el Caribe, estamos en la posición 26 de 30, y si comparas México con otros países de un ingreso medio superior, estamos en el lugar 35 de 38, entonces también estamos abajo”, apuntó la investigadora del WJP.

México obtuvo la misma calificación este 2019 que en el ranking del 2018: 0.45.

Hoy ocupó el sitio 99 de 126 naciones; el año anterior, fue el sitio 92 de 113 países incluidos.

El estudio es construido a través de ocho indicadores que van desde corrupción hasta gobierno abierto, y son obtenidos mediante encuestas a expertos en las materias y población en general.

Corrupción y justicia penal

En este sentido, México ocupó en cuanto a corrupción el lugar 117 de 126 países a escala global, misma posición que ocupó en orden y seguridad.

En materia de cohecho, el país se encontró por debajo de Zimbabwe, Pakistán y Venezuela.

En justicia penal, México se posicionó en el lugar 115, en otros rubros: justicia civil, 113, derechos fundamentales, 73, límites al poder gubernamental, 84, y cumplimiento regulatorio, 87.

En el ranking destacó la posición que obtuvo México en materia de gobierno abierto, la cual lo posicionó en el 35; esta fue la mejor evaluación que obtuvo en el estudio de este año.

Los países que lideraron el ranking del 2019 fueron Dinamarca, Noruega y Finlandia con calificaciones de 0.90, 0.89 y 0.87, respectivamente. En contraparte los peores evaluados fueron República Democrática del Congo, Camboya y Venezuela con 0.33, 0.32 y 0.28, respectivamente.

Investigación criminal y efectividad: dos caras de la moneda

La investigadora de WJP, Leslie Solís, refirió que en cuanto a justicia penal, si bien el indicador para México es de los más bajos a nivel global, hay algunas mejoras con respecto al año pasado como la efectividad del Sistema de Justicia Penal, mientras que hay pendientes como la investigación criminal.

“Algo que vemos es que la efectividad en el sistema de justicia mejoró del año pasado a éste, pasó de 0.29 a 0.39, sí vemos algunas mejoras”, dijo.

Por otra parte, la investigadora precisó que un rubro que sigue “rezagado” son las investigaciones criminales.

“Porque son poco efectivas, y las cárceles que son áreas en la que la reforma a la justicia penal no se enfocó tanto, por decirlo de otra manera, la reforma al Sistema de Justicia Penal se enfocó un poco más a los juicios dejando de lado a los otros temas”.

La investigadora reiteró que los rubros en los que México se debe enfocar en mejorar en el futuro próximo son corrupción, justicia penal y seguridad.

[email protected]