Monterrey, NL. Los candidatos a la alcaldía de Monterrey, Adrián de la Garza Santos, por el PRI y Felipe de Jesús Cantú Rodríguez, acudieron a votar este 1 de julio y coincidieron en que es una jornada sin mayores incidentes.

Adrián de la Garza, quien busca la reelección como presidente municipal de Monterrey, afirmó: “venimos a emitir el voto, estamos siguiendo la jornada electoral, esperamos que todo transcurra con normalidad como hasta ahorita se ha dado”.

Explicó que han seguido la jornada electoral desde el comienzo y espera que transcurra con normalidad y sea un ejercicio cívico por el bien de la ciudad.

“Lo que nos han reportado la gente de comité de campaña, son incidentes menores, que se tardan en abrir la casilla”.

Consideró que ha habido una participación importante y esto se aprecia en las urnas que ya lucen llenas, antes del mediodía.

Sin precisar a qué hora podrían dar los resultados de la contienda, advirtió que este proceso electoral podría ser más tardado, “vamos a estar atentos a como se vayan dando los resultados”.

Por otra parte lamentó la muerte de la madre del candidato panista Felipe de Jesús Cantú.

Deber cívico

Por otra parte, Felipe de Jesús Cantú, aunque se mostró muy afectado por la muerte de su madre esta mañana, destacó que un día antes le pidió que le llevara la credencial del INE, sin embargo, ya no alcanzó a ir a votar.

En tanto, su padre le pidió que lo llevara a la casilla que le corresponde al sur de Monterrey porque le dijo: “las obligaciones no se posponen”.

Por ello, dijo que estará en el lugar designado para recibir el resultado de las votaciones, y también convivirá con su familia.

Se mostró confiado en que los resultados serán favorables para el PAN.

Aseguró que el 100% de las casillas tienen representación de su partido en el estado, lo que dará certeza de los resultados.