Ante el creciente clima de hostilidad en la frontera entre México y Estados Unidos, la Coparmex se pronunció en contra del uso injustificado de la fuerza y de una investigación a fondo para sancionar con todo el peso de la ley a los culpables de los asesinatos en contra de nuestros connacionales y, de proceder, extraditar a nuestro país a los asesinos para su proceso penal conforme a nuestras leyes.

Gerardo Candiani, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), a nombre del organismo empresarial, condenó los sucesos que provocaron la muerte de dos mexicanos, el menor Sergio Adrián Hernández y Anastasio Hernández, a manos de la patrulla fronteriza de EU.

Recordó que México y EU firmaron un tratado de extradición que puede contemplar casos como los ocurridos y en presentación de la Confederación, instó al gobierno de México para que se asegure de que no hay impunidad para los culpables.

Exigen investigación a fondo

El presidente Felipe Calderón exigió al gobierno de Estados Unidos una investigación profunda, imparcial y objetiva de los asesinatos de dos connacionales a manos de agentes de la patrulla fronteriza de Estados Unidos.

Por su parte, el secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, se comunicó son su homóloga estadounidense, Janet Napolitano, para condenar el homicidio del menor Sergio Adrián Hernández.

politica@eleconomista.com.mx