En materia de urbanismo sustentable, el gobierno del Distrito Federal acumula un déficit que hace precario uno de sus proyectos más importantes: la consolidación de las zonas de desarrollo económico y social (zodes). Bien por los ambientalistas, mal por los desarrolladores inmobiliarios y los promotores de los proyectos, que combinan las políticas públicas con las inversiones privadas en la construcción de la infraestructura para la megalópolis. ¿Su fracaso más reciente? La reconversión de la vieja planta de asfalto.

El predio (una especie de cráter artificial en desnivel, cuyo punto más bajo está 25 metros bajo el nivel medio de la banqueta) actualmente es un baldío de 15 hectáreas bardeado donde diariamente se levantan toneladas de polvo que bañan a la ciudad.

El cierre de la planta de asfalto fue decretado, hace una década, durante la administración encabezada por Andrés Manuel López Obrador. Pero fue hasta el arribo de Mancera Espinoza a la Jefatura de Gobierno que avanzó su desincorporación. Las áreas de finanzas y desarrollo urbano se encargaron de cambiar el uso de suelo para generar un proyecto de coinversión , según consta en los informes de la cuenta pública desde el 2013.

¿La edificación de un parque ecológico? Las versiones del plan maestro de Ciudad Sur, elaborado por los despachos arquitectura911, Shop-Populous, y Serrano Monjaraz, planteaban la creación de un barrio de la innovación, un polo único para potenciar el desarrollo económico, social, sustentable y tecnológico de esta región .

A diferencia de otras centralidades urbanas léase Santa Fe, Reforma, Altavista o Perisur , el proyecto desarrollado contemplaba la incorporación de un Cetram, de un parque público y de espacios para la innovación tecnológica que lograrían una mezcla sin precedente de vivienda, empleo, ocio e investigación, en un contexto urbano único .

La peculiaridad, en esta propuesta, era la incrustación del barrio de la innovación en un predio de 150,000 metros cuadrados de la antigua planta de asfalto, sobre Avenida del Imán, en la colonia Ajusco. Allí querían construir aproximadamente 1.2 millones de metros cuadrados de edificios. Esta densificación permitiría tener una masa crítica para dotar de transporte público y otros servicios a un barrio que generaría sinergia con la UNAM y la zona de institutos de salud pública asentados a menos de 1 kilómetro.

La Ciudad Sur y el Barrio de la Innovación, conectados por un parque urbano. Las anclas del proyecto, originalmente, eran la nueva sede de la Secretaría de Ciencia y Tecnología, una biblioteca digital y la sede del Instituto Max Planck. Además de las sedes de esas dependencias habría un parque científico con lugares específicos para firmas innovadoras e incubadoras y fábricas de aplicaciones (sic), junto con otros espacios de oficinas, así como la construcción de un nuevo hospital privado. Al cierre del año pasado, de acuerdo a la cartera de proyectos de ProCdMX, el socio estratégico que desarrollaría ese proyecto y la zodes Chapultepec era Artha Capital. Los proyectos para el aprovechamiento territorial, en materia económica, fueron desarrollados por un equipo que encabezó Juan Pablo Romero, que dependía del coordinador general de Gestión del Crecimiento y Desarrollo, Fausto Ernesto Galván Escobar. Sus análisis y diagnósticos fueron entregados a Simón Levy, director de ProCdMX, quien tiene a su cargo la comercialización de las zodes.

Los proyectos auspiciados por ProCdMX y la Secretaría de Desarrollo Económico adelgazan, por la falta de respaldo ciudadano. Dentro y fuera del gabinete mancerista se escuchan opiniones sobre la futilidad de los responsables del fracaso de las zodes de Chapultepec y la Ciudad del Futuro, quienes podrán gozar del respaldo del jefe de Gobierno, pero no podrán con las presiones de los grupos económicos afectados por estas cancelaciones.

EFECTOS SECUNDARIOS

CABOS SUELTOS. A pesar de las descalificaciones, el texto de Sean Penn publicado en Rolling Stone sigue siendo una de las fuentes más reveladoras sobre los meses que Joaquín Guzmán Loera pasó en la clandestinidad, después de fugarse del penal de máxima seguridad de Almoloya. El tour a las casas de el Chapo en Ahome tuvo poco impacto mediático y las fotografías sobre el viaje del actor estadounidense y Kate del Castillo, filtradas a un diario de circulación nacional, siguen sin aclarar dos capítulos esenciales en esta historia: la identidad de los dos acompañantes de las estrellas hollywoodenses al Triángulo Dorado identificados como Espinoza y el Alto en el reportaje , ¿acaso son los dos productores cinematográficos de nacionalidad española, señalados por la prensa mexicana? ¿Y qué hay sobre lo publicado por el diario madrileño ABC, respecto de la reunión que Penn habría sostenido con un hijo de Guzmán Loera en la isla Margarita y los contactos venezolanos que permitieron el encuentro?

CONVICCIONES. A cinco días de la elección extraordinaria por la gubernatura de Colima hay preocupación por el papel desempeñado por la autoridad electoral. El INE, por mandato judicial, quedó a cargo de la organización de los comicios, pero ni en la etapa de campañas, ni en el debate del pasado domingo 10, fue capaz de frenar la guerra sucia. Ese encuentro en el que participaron los seis candidatos que aparecerán en la boleta electoral y que fue moderado por Leonardo Curzio será recordado como el peor en la historia electoral contemporánea, por su decadente producción, su escasa audiencia y, principalmente, su inutilidad para la construcción de las soluciones que requiere el pueblo colimense.

[email protected]