Las principales bolsas europeas se hundían este lunes un 3% en medio de renovados temores entre los inversores por una segunda ola de coronavirus Covid-19 y nuevas restricciones de parte de los gobiernos para controlarla.

El índice FTSE 100 de la bolsa de Londres cedía 3.3%, mientras Fráncfort y París perdían un 3 por ciento. En Madrid, el IBEX-35 se hundía más del 3.5%; de su lado el mercado de Milán caída 3.3 por ciento.

Los mercados europeos están sufriendo grandes pérdidas por preocupaciones sanitarias y temores por confinamientos", dijo el analista David Madden de la firma CMC Markets UK.

Casi un millón de habitantes de la región de Madrid deben "quedarse en casa el mayor tiempo posible" a partir de este lunes para frenar la segunda ola de la pandemia. Por su parte, Estados Unidos se acerca a los 200,000 muertos por coronavirus desde que inicio la pandemia.

Acciones de Deutsche Bank se hunden más de 8%

Las acciones de Deutsche Bank, el banco más importante de Alemania, se hundían este lunes más de 8%, al día siguiente de las revelaciones de un consorcio de periodistas sobre presuntos lavado de dinero que transitaron por los mayores bancos del mundo.

A las 10:01 GMT, la acción de Deutsche Bank perdía 8.15% en la bolsa de Fráncfort, cuyo índice Dax cedía más de 3% por temores vinculados con una segunda ola de coronavirus en Europa.

Precios del barril caen por potencial retorno de producción de Libia

Los precios del crudo caían debilitados por el posible retorno de la producción de Libia y un aumento de casos de Covid-19 que generaban temores sobre la demanda global, aunque el mercado recibía respaldo de una tormenta tropical que amenazaba con interrumpir el bombeo en el Golfo de México.

A las 09:09 GMT, el crudo Brent perdía 78 centavos, a 42.37 dólares por barril, encaminándose a su mayor descenso diario en dos semanas. Los futuros del crudo en Estados Unidos bajaban 84 centavos, a 40.27 dólares por barril.

Trabajadores en el campo Sharara de Libia han restaurado sus operaciones, dijeron dos ingenieros en el lugar, después de que la Corporación Nacional de Petróleo anunció el levantamiento parcial de la fuerza mayor. Pero no está claro cuándo ni a qué nivel podría reiniciar la producción.

En el pasado, Libia ha demostrado ser relativamente hábil (...) para regresar la producción a alrededor de 1 millón de bpd. Sin embargo, el estado de su infraestructura petrolera es un desafío a superar", dijo el analista de BNP Paribas Harry Tchilinguirian.

"(El) mercado del petróleo se enfrenta esta semana a una bifurcación en el camino en lo que se refiere a precios, y la opción que elija dependerá en gran medida de cuánto progreso real se produzca en Libia", agregó.

Goldman Sachs se apegó a su pronóstico de que el Brent alcanzará los 49 dólares por barril a fines de año y los 65 dólares antes del tercer trimestre del próximo año, pese a las noticias de Libia. Barclays elevó su panorama del Brent para 2020 a 43 dólares y 53 dólares el próximo año.

El ánimo alcista está respaldado por la esperanza de un mejor cumplimiento de un acuerdo de recorte de producción entre los miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus aliados, pero un aumento de los casos de Covid-19 podría reducir la demanda.

Más de 30.78 millones de personas han sido infectadas por coronavirus, según muestra un recuento de Reuters, y el primer ministro británico, Boris Johnson, estaba considerando el lunes una segunda cuarentena nacional, mientras que los casos en España y Francia también han aumentado.

Por su parte la tormenta tropical Beta, la vigesimotercera tormenta con nombre en la temporada de huracanes del Atlántico este año, avanzaba por la costa estadounidense del Golfo de México, amenazando la producción y dando un piso a los precios.