El promedio de acciones Nikkei de Japón subió el viernes a un máximo de tres meses y medio y anotó su octava alza semanal consecutiva luego de que un yen más débil impulsó a los exportadores, mientras que las acciones financieras extendieron su repunte debido a que los retornos de los bonos del Tesoro de Estados Unidos permanecieron altos.

El Nikkei ganó un 0.4%, a 22,930.36 unidades, el nivel de cierre más alto desde el 2 de febrero. El índice de referencia subió un 0.8% semanal para marcar la octava ganancia semanal consecutiva, la racha ganadora más larga desde un período de nueve semanas entre septiembre y noviembre.

El dólar se apreció a su nivel más alto desde el 23 de enero contra el yen y en un momento cotizó a 111 yenes. Sin embargo, analistas dijeron que el escaso comercio del viernes y las ganancias mínimas sugieren que la racha alcista podría detenerse.

"Las acciones japonesas han subido con un yen más débil, pero dudo que sigan subiendo a partir de ahora sólo por los niveles de dólar-yen", dijo Shogo Maekawa, estratega de mercado global de JPMorgan Asset Management.

El índice más amplio Topix ganó un 0.4%, a 1,815.25 unidades.

Los operadores del mercado también siguen nerviosos por las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China luego de que el presidente estadounidense, Donald Trump, dijo que la segunda economía más grande del mundo se había "deteriorado mucho en el comercio".

El yen más débil ayudó a los exportadores y las acciones de TDK Corp subieron un 2.9%, las de Nissan Motor un 0.8% y las de Honda Motor un 1.3 por ciento.

Los títulos de financieras, como las aseguradoras, avanzaron. Los de T & D Holdings ganaron un 2.3% y los de Dai-ichi Life Holdings, un 1.2%, después de que los rendimientos de los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años subieron a un máximo de siete años el jueves, ampliando la ola de ventas de esta semana en el mercado de bonos.

erp