P&G dijo además que su ganancia de este año sería inferior a la que se esperaba previamente por causa de un dólar más fuerte.

Si se eliminan cargos extraordinarios, la ganancia estructural por acción cayó un 3% a 1.10 dólares, porque el aumento de las ventas y los recortes de costos no alcanzaron a compensar un alza porcentual de dos dígitos de los precios de las materias primas.

La ganancia superó la previsión promedio de analistas de 1.08 dólares por acción, según Thomson Reuters I/B/E/S.

P&G ganó 1,690 millones de dólares, o 57 centavos de dólar por acción, en el segundo trimestre fiscal que terminó en diciembre. El resultado se compara con un beneficio de 3.330 millones de dólares, o 1.11 dólares por papel, del mismo período del año anterior.

Las ventas subieron un 4% a 22,140 millones de dólares.

Las ventas orgánicas, que no consideran el impacto de las adquisiciones, ventas de activos y fluctuaciones monetarias, aumentaron en todas las unidades de negocios y en general subieron un 4 por ciento.

El volumen de productos vendidos aumentó un 1%, con un fuerte crecimiento de los mercados en vías de desarrollo, que más que compensó una baja del volumen en regiones desarrolladas.

Para el año fiscal que termina en junio, P&G pronostica una ganancia estructural de 4.00 dólares a 4.10 dólares por acción, frente a una previsión anterior de 4.15 dólares a 4.33 dólares por papel, debido en general al tipo de cambio.

La compañía dijo que las ventas del año fiscal 2012 deberían aumentar de un 3 a un 4% sobre una base neta, y un 4 a un 5% orgánicamente.

Las acciones de P&G caían 0.05 dólares a 64.75 dólares antes de la apertura del mercado, tras haber cerrado en 64.80 dólares el jueves en la Bolsa de Nueva York.

RDS