Artha Capital va por su quinto Certificado de Capital de Desarrollo (CKD) en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). Se espera que el monto recaudado sea invertido en hotelería turística, usos mixtos y sector residencial.

“Nos estamos enfocando en los estados de Quintana Roo, Nayarit y Baja California Sur; en las ciudades de mayor flujo de personas como los Cabos, la Riviera Nayarita y la Riviera Maya, desde Cancún hasta Tulum”, comentó Germán Ahumada Alduncin, copresidente y socio fundador de Artha Capital.

El monto a recabar con el CKD será de 6,000 millones de pesos dividido en dos partes.

El socio fundador de la empresa mencionó que será en las próximas semanas, antes de terminar el mes, que se levantará el capital en la BMV.

En entrevista, el directivo explicó que, del total de fondeo que obtienen, 60% corresponde a las administradoras de fondos para el retiro y el restante es mezclado con otros inversionistas.

También explicó que, pese a que sus colegas se encuentran a la espera reduciendo apalancamiento, debido al escenario volátil que se estima para 2018, la empresa busca un mayor capital, menos palanca en los proyectos por lo menos en la parte de desarrollo y posteriormente en el valor.

Artha Capital es un administrador de capital privado. En el 2010 levantó su primera colocación de CKD por un monto máximo de 2,400 millones de pesos. dicho monto logró consolidar cinco parques industriales en el país y una comunidad planeada en el estado de Yucatán.

Con la intención de conformar un portafolio estratégico generador de renta que proporcionen un flujo estable y rendimiento con menor riesgo, la empresa inmobiliaria levantó su segundo certificado por un monto de 2,079 millones de pesos en el 2013.

Su tercer CKD fue levantado en abril del 2015 por un monto de hasta 3,000 millones de pesos a un plazo de cinco años.

Tiene como objetivo fijar inversiones en mercados de hidrocarburos, gas y generación eléctrica a través de energías renovables e infraestructura portuaria.

El último CKD colocado por Artha Capital se realizó en el 2015 por un monto de 2,500 millones de pesos, utilizado para consolidar un portafolio en industrias importantes de México como turismo, comercio, mixto e industrial.