CYDSA, la empresa dueña de Sal La Fina encontró una beta en el negocio de plantas de almacenamiento subterráneo de hidrocarburos. La empresa planea ampliar su estrategia para contar con 14 cavernas salinas en el largo plazo. Actualmente solo opera una.

“El almacenamiento subterráneo de hidrocarburos en cavernas salinas representan oportunidades interesantes, pero también inversiones relevantes, lo que podría ayudar al crecimiento sostenido”, indica un reporte del área de Análisis y Estrategia de Banorte.

Banco Multiva, por su parte, escribió en su cuenta de Twitter que la empresa encontró “la pepita de oro en plantas de almacenamiento subterráneo de hidrocarburos”.

CYDSA tiene planes de seguir invirtiendo en este tipo de proyectos, por lo que prevé desembolsos en los próximos tres años y, paralelamente, buscará formalizar con clientes potenciales contratos de prestación de servicios de largo plazo.

Bursamétrica Casa de Bolsa estimó, a través de un análisis, que las ventas de la compañía crecerán en un 8% en promedio anual derivado de sus inversiones en los negocios de gases refrigerantes, almacenamiento subterráneo de gas LP.

La intermediaria financiera ajustó al alza el precio objetivo de la acción de la compañía a 39.16 pesos por unidad desde los 38.70 pesos previos, ello equivaldría a un potencial rendimiento de 42.4% para el año.

CYDSA es una emisora que cotiza en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). Sus acciones se intercambian en 29.50 pesos cada una. En lo que va de este año acumulan un retroceso de 1.65%, desde los 30 pesos con los que abrió este 2018.

La compañía refiere que el negocio de almacenamiento de hidrocarburos en cavernas salinas inició en noviembre del 2014. En ese año celebró un contrato con Petróleos Mexicanos (Pemex), para desarrollar el primer sistema en México y América Latina, dedicado a almacenar gas licuado de petróleo (gas LP) en una caverna salina, con capacidad operativa de almacenaje mayor a 1.8 millones de barriles y para procesar, extraer y trasladar hasta 120,000 barriles diarios del hidrocarburo.

En noviembre 16 del 2017 echó a andar el servicio de procesamiento y almacenamiento subterráneo de gas LP para Pemex.

“El procesamiento y almacenamiento subterráneo de gas LP, representa el primer resultado de la estrategia de CYDSA   dirigida a la creación de parques industriales sustentables para el manejo de hidrocarburos y almacenarlos en cavernas salinas, con el fin de contribuir a la operación limpia, eficiente y segura de energéticos en México”, sostiene la firma.

La emisora informó que este negocio “contribuyó significativamente con el crecimiento de las ventas durante el primer trimestre del año”, las cuales aumentaron 12.2% frente al mismo periodo del 2017, para alcanzar 2,415 millones de pesos.

CYDSA, con sede en Monterrey, Nuevo León, opera en tres áreas productos y especialidades químicas, cogeneración de energía eléctrica y almacenamiento subterráneo de hidrocarburos. Produce sal para consumo doméstico y aplicaciones industriales; cloro, sosa cáustica y gases refrigerantes. Sus productos se exportan a más de 15 países Además, cogenera electricidad y vapor; y procesa y almacena en cavernas salinas gas LP. Tiene más de 20 subsidiarias en nueve localidades de la República Mexicana