El presidente Donald Trump continuó su solitaria campaña para impulsar la candidatura del republicano al Senado por Alabama, Roy Moore, utilizando su cuenta de Twitter para ir de nuevo en contra de su oponente demócrata, Doug Jones, pese a llamados de líderes republicanos de que Moore debe abandonar la contienda por señalamientos de presuntos abusos sexuales de su parte.

“Lo último que necesitamos en Alabama y el Senado es un títere de Schumer/Pelosi que es débil en crimen, débil en la frontera, malo para nuestro Ejército y nuestros grandes veteranos, malo para nuestra Segunda Enmienda, y quiere levantar impuestos al cielo. ¡Jones sería un desastre! (sic)”, escribió.

El apoyo de Trump a Moore ha dejado estupefactos a los republicanos del Senado después de que han llamado a que Moore abandone la contienda y el Comité Senatorial Nacional Republicano retiró su respaldo a la campaña, luego de que se informara este mes que cuando Moore tenía treintaitantos años y era fiscal del distrito mantuvo relaciones sexuales con adolescentes, incluida una menor de 14 años que dijo haber tenido un encuentro sexual con él.

Trump culminó su quinto día  consecutivo dedicado al golf, una de las actividades protagonistas desde su llegada el pasado martes a su residencia de Mar-a-Lago, con motivo de la festividad de Acción de Gracias.