Los abogados del representante legal del presidente Donald Trump, Michael Cohen, retiraron los demandas por difamación contra BuzzFeed y la firma de investigación política Fusion GPS, relacionadas con un expediente que incluía señalamientos de que Cohen había ayudado a organizar la participación rusa en las elecciones presidenciales del 2016.

Las demandas retiradas la noche de este miércoles habrían solicitado que el abogado del mandatario estadounidense se sometiera a un proceso de análisis de evidencia, lo que lo obligaba a presentar documentación y testimonio bajo juramento sobre sus actividades antes de la elección.

Entre otros temas, el dossier alegaba que Cohen había viajado a Praga y se había reunido con agentes rusos. Cohen ha negado repetidamente la acusación, incluso en un mensaje de texto el jueves por la mañana. La afirmación provino de una investigación realizada por el exespía británico, Christopher Steele, que trabajaba para Fusion GPS.

Cohen presentó dos demandas: una en un tribunal federal y en un tribunal estatal en Nueva York, en las que alegó que podía probar que las acusaciones eran falsas y que habían perjudicado su reputación.

En un comunicado, el abogado de Cohen afirmó que él aún niega las acusaciones, pero que tuvo que concentrarse en otros asuntos legales después del cateo del FBI en su oficina, casa y cuarto de hotel.

BuzzFeed fue el primero en publicar el dossier, por lo que fue objeto de una de las acciones legales.

Se intregra Giuliani

En tanto, Rudolph W. Giuliani, ex Alcalde de Nueva York, se integró al equipo de abogados de Trump, para defenderlo en la indagatoria de la trama rusa.

“Lo hago porque espero que podamos negociar el fin de esto por el bien del país y porque tengo un gran aprecio por el Presidente y Bob Mueller , dijo Giuliani en entrevista con The Washington Post.