En un documento que ya se encuentra disponible en consulta pública en la web del Ministerio del Medio Ambiente chileno, el gobierno establece 13 dimensiones para disminuir las emisiones chilenas de gases de efecto invernadero (GEI).

Si bien la meta del gobierno está fijada al 2050 para ser carbono neutral, el presidente Sebastián Piñera solicitó que al 2030, dicha cifra haya avanzado en la disminución de 45% de los GEI. Entre las medidas más importantes se encuentra la electrificación de la minería, así como del parque vehicular con alto kilometraje recorrido hacia el 2050.

También se plantea elevar el impacto en demanda eléctrica de la generación distribuida, tanto residencial como comercial, bajo el amparo de la Ley de Generación Distribuida. Asimismo, implementar sistemas solares térmicos (SST), para aprovechar recursos solares con el fin de generar calor en la industria y minería, además de lograr el recambio de combustibles fósiles por gas natural en procesos térmicos. Se prevé la disminución del consumo eléctrico del sector industria y minería restringiendo la entrada de motores eléctricos nuevos, a motores que cumplan con un estándar mínimo de eficiencia.

En cuanto a la calefacción utilizada en el hogar, el gobierno pretende que se transforme a “la electrificación” todo tipo de calefacción a nivel residencial, remplazando artefactos que utilicen gas licuado, kerosene, entre otros combustibles.

La misma medida de implementación está pensada en el sector residencial y público.