Una estimación de académicos proyecta que Morena y sus aliados del PT y PVEM obtendrán 279 diputaciones federales para la renovación de la Cámara baja a partir de septiembre, 53 legisladores menos de los que controla actualmente. Esas 279 curules le permitiría a Morena conservar la mayoría absoluta (50% más uno), pero no la mayoría calificada para realizar cambios constitucionales, lo que obliga al partido en el gobierno a dialogar y consensuar con otras fuerzas políticas.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo este martes que la bancada de Morena podría conseguir aliados en el PRI u otros partidos para alcanzar la mayoría calificada.

Bueno, si se quisiera tener mayoría calificada, que son dos terceras partes, se podría lograr un acuerdo con una parte de legisladores del PRI o de cualquier otro partido, pero no se necesitan muchos para la reforma constitucional”, aseveró.

El dirigente del PRI, Alejandro Moreno, respondió que su partido está dispuesto al diálogo con el Presidente, pero no en lo “oscurito”, mientras que el secretario general de Movimiento Ciudadano, Jorge Álvarez Máynez, aseguró hoy que su bancada en la Cámara de Diputados, “no será parte de ningún bloque preconfigurado. Nuestro bloque serán nuestra agenda y nuestras causas”, sostuvo.

Estimaciones de diputaciones

Al concluir el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) del Instituto Nacional Electoral (INE), los académicos Javier Aparicio y Javier Márquez elaboraron una estimación sobre cómo quedaría conformada la Cámara de Diputados a partir de septiembre, con base en la votación obtenida por partidos y coaliciones, y el reparto de los espacios plurinominales.

Según esas proyecciones, el PAN obtendrá 114 diputaciones (73 uninominales y 41 plurinominales); el PRI 71 (31 uninominales y 40 plurinominales); el PRD 13 (5 uninominales y 8 plurinominales); el PVEM 43 (31 uninominales y 12 plurinominales); el PT 39 (32 uninominales y 7 plurinominales); Movimiento Ciudadano 23 (7 uninominales y 16 plurinominales); Morena 197 (121 uninominales y 76 plurinominales).

Los partidos Encuentro Social (PES), Redes Sociales Progresistas y Fuerza por México no obtendrían ninguna diputación federal.

En ese marco, durante la actual LXIV Legislatura, con base en la elección del 2018, Morena cuenta con 253 diputados, que si se suman a los 47 del PT, 11 del PVEM y 21 del PES, suman 332 diputaciones, lo que le garantizaba prácticamente a Morena la mayoría calificada.

De confirmarse las proyecciones de Aparicio y Márquez, Morena y sus aliados obtendrán 279 curules en el recinto Legislativo de San Lázaro, lo que representa 53 menos de los que actualmente cuenta en la LXIV Legislatura.

El profesor del CIDE Javier Aparicio dijo que “Morena necesita aliados, adicionales al PT, para tener mayoría. Un Congreso más fragmentado produce un mayor número de coaliciones mayoritarias posibles. Pero las coaliciones son inestables: más que una aplanadora de inicio, podría haber reacomodos entre bancadas”.

También consideró que no será necesario que el INE aplique la cláusula de gobernabilidad para evitar la sobrerrepresentación en la Cámara Baja. “En 2021, la coalición de Morena tendría 47.8% votos vs. 55.8% curules. No se rebasaron topes de sobrerrepresentación”, indicó.

Los pasos siguientes del proceso electoral

El consejero presidente del INE, Lorenzo Córdova, explicó que concluida la jornada electoral del pasado domingo, faltan cuatro procesos que se deberán cumplir para concluir el proceso electoral.

El primero, este miércoles 9 de junio iniciarán los cómputos distritales, que concluirán a más tardar el siguiente domingo para saber qué fuerza política ganó en cada uno de los 300 distritos.

El segundo, los recuentos de los votos que correspondan legalmente para garantizar certeza. El tercero será el proceso de fiscalización de los ingresos y gastos de campaña, y verificación de que no haya rebase a los topes de gasto establecidos.

Posteriormente, vendrán los probables recursos de impugnación a los que tienen derecho todos los contendientes, y los litigios en los que la última palabra la tendrá el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, que tiene la responsabilidad de calificar las elecciones.

Finalmente, indicó que ya con resultados definitivos de la elección de las 300 diputaciones de Mayoría Relativa, a finales de agosto el INE realizará la asignación de las 200 diputaciones por el principio de Representación Proporcional, con lo que quedará, en su momento, debidamente integrada la próxima legislatura de la Cámara de Diputadas y Diputados.

jorge.monroy@eleconomista.mx

kg