De acuerdo con la última Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF) de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), sólo 44% de los mexicanos cuenta con algún mecanismo de ahorro, mientras que 42% nunca ha ahorrado nada formalmente, y 14% dejó de hacerlo.

Sin embargo, pese a esas cifras, la encuesta también reveló que 15% ahorra de manera formal, de hecho la mayoría de ellos cuenta con más de un servicio financiero como, cuenta de ahorro, crédito, seguros y afore,

Por lo anteiror, el asistente financiero Fintonic se dio a la taera de conocer cómo es ese 15 por ciento.

En un comunicado, la firma aseguró que de acuerdo con un estudio realizado en la Universidad de Carnegie Mellon, en Pittsburgh, independientemente de lo costoso que puede resultar ahorrar, existen personas a las que les resulta doloroso gastar su dinero, incluso en las necesidades más básicas y necesarias. El estudio arroja que hay cuatro perfiles de ahorradores extremos muy bien diferenciados por sus características y motivaciones a la hora de ahorrar dinero.

El primer perfil que destaca es el “tacaño”, que se caracteriza por ser un grupo de personas que sienten dolor o disgusto ante la idea de gastar dinero. La adicción a ahorrar puede llegar a un grado de privarse de comprar artículos de primera necesidad. La filosofía que caracteriza a este perfil se rige con la frase: “Me duele gastar el dinero”.

El ahorrador “austero” es el segundo perfil. Éste grupo se considera a sí mismos austero, al contrario que los tacaños, se recrean en el acto de ahorrar dinero, es decir, su alegría no está ligada a los bienes materiales, sino a la sensación de estabilidad que les da ahorrar el máximo dinero, sin la necesidad de depender de conductas consumistas. La frase que caracteriza a dicho perfil es: “Ahorrar dinero me trae alegría”.

En tercer lugar se encuentra el perfil de los “acaparadores”, que se caracteriza por aprovechar de manera exagerada las ofertas o promociones llegando a tal grado de acumular tantas cosas que comienzan a invadir el espacio vital. Para este perfil, de acuerdo con Fintonic, la frase que los caracteriza es: “Cuanto más compre, más puedo ahorrar”.

Finalmente, el último perfil que destaca Fintonic son los “cuponeros extremos”, quienes experimentan dilemas similares a los acaparadores, incluso, algunos justifican una compra sólo porque el artículo está de promoción con algún descuento. La filosofía que los caracteriza es: “Me gusta hacer más con menos”.

Fintonic asegura que llegará próximamente a tierras mexicanas con el objetivo de auxiliar a los usuarios a tener un control de las finanzas personales, también propone un quinto perfil que es el del ahorrador que no prescinde de sus caprichos, que se caracteriza por evitar gastos superfluos, sabe en qué se le va el dinero y es organizado. Impide que los gastos hormiga se coman sus ahorros, pero sin dejar de darse algunos lujos.