Llega diciembre y, como cada año, junto con cenas, posadas, reuniones familiares y regalos, seguro ha integrado una nueva tradición a estas fechas: la espera y planeación del aguinaldo, y quizá, al igual que miles de mexicanos, ya tiene planes sobre cómo gastarlo antes de tenerlo. Según algunos estudios, de los mexicanos que reciben aguinaldo, sólo 40% lo destina al ahorro o al pago de deudas.

Recuerde que el aguinaldo es un ingreso que le corresponde por ley y representa el esfuerzo de su trabajo durante todo el año, por lo que es importante administrarlo de una manera eficiente, que le apoye a cubrir algunas necesidades; hacer pagos que pueda tener pendientes, que quizá se han acumulado en los últimos meses y, por qué no, después de haber cubierto los anteriores, darse un gusto con algún artículo que desee.

  1. Deje el pasado atrás. Dependiendo de su situación, evalúe si es pertinente destinar un porcentaje o todo su aguinaldo al pago o prepago de distintas deudas, ya sea tarjetas de crédito, un préstamo hipotecario o automotriz, o hasta algún familiar que le haya prestado; en ese sentido, es recomendable empezar por las deudas que generen un mayor interés, así comenzará el año con mejor organización y habrá reducido la cantidad que destina a pagar tus créditos mes a mes o el tiempo que tardarías el liquidarlos.
  2. ¿Qué tengo que comprar? No lo vea como una obligación, no es necesario quedar bien con todos tus familiares y amigos; compre detalles que no cuesten mucho, que tengan un significado especial para las personas que más quieres.
  3. Cuente hasta 10 antes de salir de casa. Deje de lado las compras compulsivas; sabemos que al tener el aguinaldo, en cuanto salga a la calle todo será atractivo y habrá cientos de promociones a donde quiera que vaya, pero hasta los descuentos pueden afectar o generar un desbalance en su bolsillo; fíjese bien, compare y decida con claridad si realmente necesita esos productos o servicios.
  4. ¡Un paso más cerca! Si ya estaba ahorrando para lograr alguna meta personal, puede considerar este dinero como un extra para estar más cerca de eso que tanto quiere, o incluso conviértalo en un regalo para usted mismo en estas fechas. Recompense su esfuerzo a lo largo del año.
  5. Hágalo crecer. Acérquese a su banco y pregunte sobre opciones de inversión. Fíjese muy bien en los rendimientos, los riesgos y los plazos, y busque asesoría especializada.
  6. Un regalo para su futuro. Sin importar la edad que tenga, es muy importante considerar el ahorro para su retiro. Tome una parte de su aguinaldo y haga una aportación voluntaria, solamente acérquese a una tienda de conveniencia y mencione su CURP, esto ayudará a incrementar el ahorro total que se le entregará cuando se jubile.

Para aprender más sobre ahorro, retiro, crédito o inversión, tome los talleres de Educación Financiera BBVA Bancomer; inscríbase llamando al 01800 388 8761 o ingrese a www.educacionfinancierabancomer.com. No es necesario ser cliente BBVA Bancomer para tomarlos.

El autor es director de Contenidos y Comunicación de Educación Financiera BBVA Bancomer.