Entrevista. Vidal Llerenas Morales, alcalde de Azcapotzalco.

La zona industrial de Vallejo “es una apuesta importante de recuperación económica, en este momento de pandemia, para la Ciudad de México”, dijo Vidal Llerenas Morales, alcalde de Azcapotzalco.

En entrevista con El Economista, indicó que las principales estrategias para fomentar el desarrollo fabril de la alcaldía, a través de la innovación industrial y la colaboración público-privada, son: inversión en infraestructura hidráulica, sanitaria, eléctrica y de gas natural; flexibilización de usos de suelo, y vivienda accesible.

Estos puntos se integran en el Programa Parcial de Desarrollo Urbano Vallejo 2020-2050, cuyo dictamen aprobaron la semana pasada los integrantes de la Comisión de Desarrollo e Infraestructura Urbana y Vivienda del Congreso de la Ciudad de México, con 10 votos a favor y una abstención del PAN.

Este programa, que fue una iniciativa de la alcaldía en coordinación con la Seduvi, forma parte del proyecto Vallejo-i: industria & innovación, a fin de relanzar la zona y convertirla en el clúster industrial más importante de la región.

“Vallejo es hoy la principal zona industrial del Valle de México. Al inicio de este siglo, tras la caída que se registra en la década de los 80 por el cierre de la refinería, hay un repunte, hay más centros de distribución, se consolida la industria del consumo y ya hay otras industrias como la farmacéutica o la del reciclaje”, ahondó Llerenas Morales.

“Esto se puede acelerar con varias acciones para facilitar la llegada de capital, particularmente en infraestructura, con inversión en un centro de innovación que ya se realiza y en el programa parcial (...) en el que se flexibilizan los usos de suelo para que haya todo tipo de uso industrial, que se diversifique, como pesada, ligera, ensamble, de mayoreo, etcétera, así como otros usos complementarios de servicios, bancos, restaurantes, oficinas”, añadió.

“También puede haber vivienda en una zona cercana sobre avenida Vallejo, en un esquema en el que 40% sea accesible para el trabajador (...) si se quiere ampliar niveles tanto de vivienda como de industria, de tu planta, hacia arriba, hasta un punto determinado, se pagan esos metros al Gobierno de la Ciudad de México, de tal forma que ese recurso se reinvierta en Vallejo”, precisó.

Clúster de innovación industrial

El proyecto Vallejo-i, encabezado por la alcaldía de Azcapotzalco y el Gobierno de la Ciudad de México, busca crear en conjunto con las empresas establecidas en Vallejo y su área de influencia, el clúster de innovación industrial más importante del Valle de México.

Esta zona industrial cuenta con firmas como Femsa, Pepsico, Coppel, Holcim, Estafeta, Sears, P&G, Helvex, entre otras. La inversión total al momento, entre la alcaldía, la administración capitalina y la Iniciativa Privada, ronda los 700 millones de pesos.

Las grandes obras de infraestructura en el complejo son la intervención en Avenida Ceylán, el Centro de Desarrollo e Innovación Tecnológica Vallejo-i y la Estación de Transferencia y Planta de Selección Azcapotzalco.

De acuerdo con el Programa Parcial de Desarrollo Urbano, Vallejo está sujeta a tres dinámicas diferentes de movimiento de transporte de carga: la primera relacionada con la logística que generan el Ferrocarril y Terminal del Valle de México, Ferrovalle Intermodal y el Puerto Interno y Centro de Actividades Logísticas (PICAL Pantaco).

La segunda con la elaboración de diversos productos de las fábricas localizadas en la zona norte de Vallejo y la tercera al movimiento de mercancías de los comercios al por mayor en bodegas ubicadas también, en la zona norte.

“La Terminal Intermodal Pantaco forma parte de un complejo más amplio que incluye la Terminal Ferroviaria del Valle de México y la Aduana de México dentro de un recinto fiscal. El Ferrocarril y Terminal del Valle de México conecta con los puertos de Manzanillo, Lázaro Cárdenas, Veracruz y Coatzacoalcos, así como con Nuevo Laredo y Ciudad Juárez en la frontera norte del país a través de las vías férreas concesionadas a Kansas City, Ferromex y Ferrosur”, se lee en el documento.

Puerto Interno y PICAL Pantaco maneja y distribuye bienes de consumo en la Zona Metropolitana de la Ciudad de México y materias primas consumidas por las industrias establecidas en los parques y zonas industriales cercanas.

“Cuenta con bodegas y patios de maniobras para las mercancías provenientes de todo el país que llegan a través del ferrocarril. Los servicios ofrecidos en Ferrocarril y Terminal del Valle de México y Ferrovalle Intermodal son de comercio exterior, logísticos y operativos”, señala el programa.

Lo anterior, “es una ventaja logística que nadie tiene en la Ciudad de México”, refirió Vidal Llerenas, quien agregó que la actividad industrial de Azcapotzalco fue la menos afectada por el Covid-19.

estados@eleconomista.mx