Querétaro, Qro. Restaurantes y cantinas de Querétaro experimentaron una recuperación de ventas al cierre de febrero de 2021. 

La flexibilidad de horarios durante el escenario B incidió en que los restaurantes aumentaran sus ventas entre 30 y 35% en comparación con el escenario C, que estuvo vigente hasta el 14 de febrero –implicando más limitaciones en horario y apertura–, expuso el presidente de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (Canirac) en el estado, Octavio Mata Rivera.

El alza en comercialización significa reportar en promedio 45% de las ventas registradas previo a la contingencia sanitaria por Covid-19.

El aumento en ingresos, aunque sigue estando por debajo del nivel prepandemia, es positivo para impulsar la recuperación de los negocios.

El dirigente estatal de la Canirac agregó que si el estado hubiera continuado en el escenario C se habrían perdido diversas unidades económicas. 

"Nos ha ido bien, la autoridad y el Comité Técnico de Salud del estado se dan cuenta del cumplimiento de la normativa. (El escenario B) ayuda a tener un respiro, un aumento de 30 a 35% en ventas (...) Nos ayuda a operar de mejor manera. En el escenario C sí se pueden perder muchos negocios", apuntó.

Tras casi 11 meses de cierres, las cantinas –que retomaron actividades desde el 15 de febrero– reportan una recuperación de 45% en ventas, en comparación con los indicadores prepandemia, expuso el presidente de la Asociación de Cantinas Tradicionales, Pulquerías y Bares de Querétaro, Daniel Pérez Murillo.

Hemos tenido una recuperación. La ciudadanía se ha portado bien, no hemos tenido abarrotados los lugares, pero al menos estamos teniendo un flujo de efectivo, poco, pero ya recuperándonos. Nuestra consigna es que este año sea de recuperación, está sirviendo para el pago de nóminas, rentas atrasadas; son 15 días en este escenario, pero estamos reactivando la economía de las cantinas", agregó.

De los más de 3,000 empleos que aporta este sector, apenas se ha restablecido 50%, debido a las limitaciones operativas y sanitarias para reanudar actividades en su totalidad.

"Nosotros estuvimos cerrados casi un año, lo más que podemos hacer es llevar las cosas de mejor manera y acatar todas las disposiciones, porque lo menos que queremos es otro cierre", comentó. 

Horarios

El empresario pidió a las autoridades sanitarias que se estudie ampliar dos horas el horario de cierre, de las 22:00 a las 24:00 horas.

Durante el escenario B –vigente al menos hasta el 14 de marzo– centros nocturnos, casinos, cantinas y bares cierran a las 22:00 horas, con 30% de ocupación y deberán apegarse al horario para la venta de bebidas alcohólicas.

Mientras que restaurantes y/o cafeterías, incluyendo restaurantes en viñedos, hasta las 22:00 horas de lunes a sábado, con 50% de ocupación y los domingos hasta las 18:00 horas.

estados@eleconomista.mx