Al menos 1,074, 934 pesos recaudó la Asociación Mexicana de Ayuda a Niños con Cáncer (AMANC) durante la venta de abrazos de este fin de semana, para construir su edificio, que tiene un avance del 70 por ciento.

Con el apoyo de empresas radiodifusoras de la entidad, que se sumaron al Radiotón y la venta de arrumacos , se obtuvieron los recursos que se sumarán a las inversiones de AMANC.

La presidenta de AMANC, Sandra de Anda Muñoz, señaló que aunque este boteo se hace una vez al año, la asociación requiere la ayuda de la población durante todo el año, ya sea con apoyos económicos o con aportaciones en especie.

Todos los recursos se destinarán a construir el albergue AMANC, destinado a los niños que cada mes llegan al municipio capitalino para recibir un tratamiento contra el cáncer en el Hospital del Niño y la Mujer.

Consideró que los recursos pudieron ser mayores, pero la lluvia redujo las posibilidades de que la gente te congregara en Plaza de Armas.

Con el lema Gracias a ti se abre una esperanza , unos 300 voluntarios trataron de concientizar a la población sobre la necesidad de brindar albergue a los pequeños enfermos de cáncer.

El año pasado AMANC logró colectar 1, 026,000 pesos, con lo que este año se superó la meta, para ayudar a unos 180 menores que cada año son detectados con cáncer.

Hace 7 años la cifra de detección apenas llegaba a 70 niños al año, pero en casi el 40% de los casos, se detecta en una fase muy avanzada, lo que causa la muerte de los menores.

Unos 220 niños reciben apoyo de la AMANC, pero el 80% de ellos viven en comunidades alejadas y requieren un albergue, que tiene el 70% de avance en su construcción, sobre más de 3,200 metros cuadrados, que contará con capilla y ludotecas.