El presidente Felipe Calderón inauguró formalemente el Centro Nacional de Recursos Genéticos (CNRG) de Tepatitlán de Morelos, Jalisco, el cual es calificado como una moderna arca de Noé por contar con las características necesarias para conservar el germoplasma o material genético de todo el país.

El CNRG es considerado el más grande del mundo por su capacidad para almacenar hasta 3 millones de muestras de germoplasma de especies animales y vegetales. El banco de Fort Collins en Colorado, considerado uno de los más importantes a escala internacional, tiene capacidad para 1 millón de muestras.

El gobierno federal invirtió 400 millones de pesos para la construcción del Centro.

El Mandatario mexicano destacó las aportaciones que el laboratorio hará al país en materia de agricultura, en un entorno donde el costo internacional de los alimentos va en aumento. También elegió su contribución para mitigar los efectos del cambio climático.

El gobernador de Jalisco, Emilio González, dijo que en todo el mundo sólo hay 17 bancos genéticos. Destacó que el instalado en la región alteña de Jalisco es el más moderno de todos , lo que garantiza -aseguró- que ante cualquier eventualidad climatológica o provocada por plagas y enfermedades, los mexicanos puedan comer -al paso de los siglos- los mismos alimentos que en la actualidad.

EL PROCESO QUÍMICO

El centro resguardará cinco tipos de muestras: agrícolas, forestales, acuícolas, pecuarias y microbianas. El proceso de conservación -a una temperatura de -196 grados centígrados en nitrógeno líquido- les garantiza un tiempo de vida de 100 años.

Es una cápsula genética, una cápsula del tiempo que guarda los genes y las especies , refirió el presidente Calderón.

Aunque no había sido inaugurado formalmente, el CNRG tiene casi un año de estar en funcionamiento y tiene bajo su resguardo casi 36,000 muestras de germoplasma agrícola, forestal, pecuario y acuático.

Entre las primeras muestras de material genético que recibió el citado centro, se encuentra la del mamífero acuático del Golfo de Cortés, conocido como vaquita marina, la cual se encuentra en peligro de extinción.

EL EQUIPAMIENTO

El Centro está equipado con cinco laboratorios que cuentan con cámaras de conservación y refrigeración, áreas de conservación en tanques de nitrógeno líquido, invernaderos y jardines botánicos, semen, óvulos, tejidos vegetales, larvas, células somáticas y ácidos nucleicos.

[email protected],com.mx