Tijuana, BC. Baja California impulsa el desarrollo de 28 hoteles, algunos de ellos que este año entraron en funciones, otros que están en su etapa de construcción y el resto que apenas inicia su proyecto ejecutivo, debido a la demanda del servicio por el crecimiento en la llegada de visitantes a la entidad.

El titular de la Secretaría de Turismo del estado (Secture), Óscar Escobedo Carignan, informó que Tijuana ha tenido un aumento importante en el flujo de turistas, por lo que del 2014 al primer semestre del 2018 se abrieron ocho hoteles, con un monto de inversión estimado en alrededor de 1,800 millones de pesos.

El funcionario estatal precisó que actualmente existe el interés de inversión de 28 franquicias hoteleras, incluso, 11 proyectos fueron concluidos y ya comenzaron funciones a partir de este año, otros 11 están en construcción y seis más en cierre de propiedades y en proyectos ejecutivos.

Escobedo Carignan explicó que con los hoteles que ya funcionan suman 2,773 habitaciones a la oferta existente y añadió que el gobierno de Baja California tiene el compromiso de cerrar la administración en el 2019 con casi 4,000 nuevas habitaciones de categoría turística.

“La apertura de nuevos hoteles, los cuales han contribuido al desarrollo económico y reflejan la confianza de inversionistas por considerar al estado como una zona para la consolidación de nuevos desarrollos”, dijo el funcionario estatal.

El hotel más reciente es el Fairfield Inn & Suites Marriott del Grupo Urban Living en Tijuana, el cual se sumó a la oferta de este sector en la ciudad para desahogar la demanda de habitaciones; a la vez que generará alrededor de 150 empleos directos y 200 empleos indirectos, además de una inversión de 240 millones de pesos.

Según el Comité de Turismo y Convenciones, en Tijuana 90% del desarrollo inmobiliario lo encabeza la Iniciativa Privada, por lo que la administración estatal es solidaria con el sector privado, apoyando el crecimiento de Baja California en el tema hotelero a través de la agilización de permisos.

Otros proyectos

De acuerdo con Secture, en el 2017 fueron construidos 23 hoteles en la entidad, para los cuales se invirtieron poco más de 3,000 millones de pesos.

Además, según cifras de la dependencia, el año pasado el estado captó 66.9 millones de pesos mediante el Fideicomiso Público para la Promoción Turística del Estado, por el concepto del impuesto sobre el hospedaje alrededor de los siete destinos.

Indicó que el recurso obtenido en el 2017 por dicho impuesto significa un aumento de 12.5 puntos porcentuales con relación a lo adquirido en el 2016, en el cual dicho concepto alcanzó la cifra de 58.6 millones de pesos, como total en la entidad.

Escobedo Carignan destacó la importancia de la recaudación hotelera, ya que esto refleja que durante el 2017 el estado alcanzó un promedio de ocupación hotelera superior a años anteriores, con 56.6% de su capacidad a nivel estatal.

estados@eleconomista.mx