La Secretaría de Hacienda de Chihuahua informó que en el transcurso de esta semana firmará los convenios con las instituciones financieras que desde el 28 de marzo presentaron propuestas para reestructurar parte de la deuda pública del estado con sobretasas de interés menores en 50% a las que se pagan en la actualidad.

Lo anterior, luego de que el pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) desechara el recurso de inconstitucionalidad el pasado lunes promovido por 11 diputados del Congreso local, en contra del decreto que le permite al Poder Ejecutivo estatal llevar a efecto la reestructuración o refinanciamiento de esos pasivos que dejaron las anteriores administraciones, indicó el secretario de Hacienda, Arturo Fuentes Vélez.

Tras la firma de los convenios con los siete bancos que presentaron propuestas para reestructurar la deuda, se procederá al registro de los mismos ante la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), lo cual podría quedar concluido en un plazo de dos semanas, ahondó.

El funcionario estatal señaló que, una vez hecho ese registro, se procederá a la disposición de los créditos nuevos para liquidar los anteriores, de modo que en el mes de julio habrá terminado con esta etapa de la reestructura de la deuda de Chihuahua.

Es así como la actual administración estatal obtendrá ahorros por 7,000 millones de pesos por servicio a la deuda pública, al reducir en 50% la sobretasa de interés que se paga actualmente, al obtener sobretasas de 0.56%, agregó Fuentes Vélez.

Esos recursos, añadió, se destinarán a la ejecución de obras y servicios de beneficio para la comunidad chihuahuense.

Las propuestas

Las principales propuestas son: Banobras, institución de banca de desarrollo, dependiente del gobierno federal, con tres créditos por un total de 14,416.5 millones de pesos; Bancomer, con dos créditos que suman 4,852.5 millones; Santander, con tres créditos, por 5,000 millones; Banco del Bajío con 1,500 millones, y Multiva con 1,740 millones. El total asciende a 28,009 millones de pesos de deuda contratada en la anterior administración.

Sin embargo, debido al recurso de inconstitucionalidad presentado por los diputados locales, se perdieron 90 días de un proceso de reestructura que pudo haber quedado concluido en abril, refirió el secretario de Hacienda.

“Ahora tenemos la posibilidad de disponer de los recursos que ahorremos con la reestructura para destinarlos 100% a inversiones en todo el estado, sin agregar un solo peso a la deuda; estamos optimistas pensando que vienen mejores tiempos para Chihuahua, porque esto nos permitirá destinar el dinero a la realización de tantas obras que los chihuahuenses están necesitando”, expuso.

En este proceso convocado por el gobierno del estado, a través de la Secretaría de Hacienda, se recibieron 18 ofertas de ocho instituciones financieras que, en conjunto, sumaron 48,000 millones de pesos. Pero en esta primera etapa únicamente se licitó un monto de hasta 28,000 millones de pesos, del que se logró reducir la sobretasa de 1.20 a 0.58%, con un plazo de pago de 20 años.

En cifras

De acuerdo con datos de la SHCP, la deuda pública del gobierno estatal de Chihuahua que encabeza Javier Corral llegó a 49,522 millones de pesos al cierre de marzo del 2019, que en términos nominales significó un aumento de 1.1% anual, mientras en cifras reales (quitando el efecto inflacionario), una disminución de 2.9 por ciento.

El mayor incremento de las obligaciones financieras de la entidad se registró al finalizar el primer trimestre del 2014 con una tasa de crecimiento nominal de 62.8 % (estaba como mandatario César Duarte).

[email protected]