La producción y exportaciones de vehículos pesados en México cayeron 32.5% y 31.4% respectivamente durante 2020, comparado con el 2019, reportó la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT).

La industria mexicana produjo 136,422 unidades durante el año, al dejar de manufacturar 65,647 vehículos pesados en todo el año a causa del Covid-19, que provocó el cierre de actividades durante el segundo trimestre, y que la colocó en niveles del 2013.

La exportación sumó 115,747 unidades pesadas, al retroceder 31.4% respecto a 2019. El principal destino de exportación fue Estados Unidos con 94.5% de las exportaciones, le siguió Canadá con 2.7% y el tercer lugar lo ocupó Colombia con el 1.5%, de acuerdo con datos de la ANPACT en el reporte de vehículos pesados elaborado por el Inegi.

Miguel Elizalde, presidente de la ANPACT, refirió que diciembre marcó una tendencia positiva y de recuperación del sector de tractocamiones, con 12,212 unidades, al aumentar 21.3% respecto a diciembre de 2019, cuando se produjeron 10,068 vehículos.

En tanto, que los envíos al extranjero fueron por 10,746 unidades, lo que significa un incremento de 24.4% respecto al mismo mes del año pasado.

En conferencia de prensa, el líder del sector automotor de pesados dijo que para alcanzar la recuperación se requieren soluciones que apunten al mediano y largo plazo.

“El 2021 tendrá que ser un año orientado a la recuperación económica y a la reactivación de la industria. En esta lógica es indispensable retribuir a quienes han estado al frente de batalla como actividad esencial, manteniendo todos los servicios médicos, suministros básicos y actividades económicas”, comentó.