El proveedor de productos y servicios alimenticios, de agricultura, financieros e industriales, Cargill México, en alianza con Isla Urbana y Educampo, a través del programa Proyecto Tláloc, instalaron 19 sistemas de captación de agua de lluvia en las comunidades mayas donde habitan los productores beneficiarios del programa Educampo Mayab.

A la vez que se realizó la entrega de los sistemas de captación, la empresa anunció la conclusión del trabajo que llevó a cabo durante cinco años, con Educampo, en el cono sur de Yucatán, donde por años han sufrido la escasez de agua.

Además de estas actividades en el sur del país, la iniciativa ha apoyado a la comunidad de Santa Rosa, al poniente de la Ciudad de México, en donde el último año, cinco brigadas de trabajo fueron organizadas, con la participación de 64 voluntarios, junto con 31 familiares y amigos, donando un total de 760 horas de voluntariado. Como resultado de estas actividades se lograron instalar 72 sistemas de recolección de agua en el mismo número de viviendas, además se instalaron nueve sistemas de captación de agua en escuelas de la localidad.

La estrategia de RSE de Cargill se basa en aplicar sus conocimientos y experiencia global para ayudar a cumplir con los retos económicos, ambientales y sociales en las localidades en donde opera.