Durante enero se crearon 83,292 puestos de trabajo en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), 20.4% más que los 69,170 nuevos empleos de enero del 2016. Además, este resultado se convierte en el más alto para un mes de enero desde el 2008, cuando se crearon 107,612 plazas laborales.

A pesar de representar una cifra histórica para un enero, de los 83,292 nuevos empleos creados en dicho mes, solamente 15,850 fueron permanentes, es decir 19%, mientras que el 80.9% restante fueron eventuales. Así como el mes de diciembre se caracteriza por la destrucción de plazas, la tendencia que se ha mantenido para el mes de enero es que predominan los empleos eventuales.

Respecto a la creación anual de trabajos (consolidado enero 2016-enero 2017), el IMSS detalló en su reporte que en los últimos 12 meses se han creado 746,713 empleos, lo que equivale a una tasa anual de 4.2 por ciento. De éstos, 87.9% (656,195 puestos) es permanente, lo que representa el mayor incremento reportado desde que se tenga registro considerando eneros.

El aumento anual en el empleo fue impulsado principalmente por el sector agropecuario, con un crecimiento de 5.7%; transformación con 5% y servicios para empresas con 4.8% , precisó el instituto. Otros rubros que impulsaron el empleo fueron comercio, con un crecimiento de 4.3%, y transporte y comunicaciones, con un alza de 4.2 por ciento. Por el contrario, los sectores que registraron caídas fueron el eléctrico, con 2.5%, y el extractivo, con 0.9 por ciento.

Por estados, los de mayor incremento anual fueron: Baja California Sur, Quintana Roo y Tlaxcala, con un aumento superior de 9 por ciento. Al 31 de enero pasado, la afiliación de trabajadores en el IMSS fue de 18 millones 699,916 puestos de trabajo, un crecimiento anual de 4.2 por ciento. Del total de éstos, 86% fueron permanentes y 14% eventuales, porcentajes que se han mantenido relativamente constantes en los últimos seis años.

empresas@eleconomista.mx