El centro-norte del país, que se integra por Sinaloa, Durango, Baja California Sur y Zacatecas, es la región que presenta el mayor nivel de ingresos laborales en territorio nacional, mientras el sur-sureste continúa en el rezago. De acuerdo con datos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, a marzo de este año, 51.3% de la población ocupada en México gana hasta 2 salarios mínimos (un máximo de 6,161 pesos mensuales), y sólo 3.2%, más de 5 salarios mínimos (arriba de 15,402 pesos al mes).

De las seis regiones del país, el sur-sureste (Veracruz, Chiapas, Oaxaca, Guerrero, Tabasco, Yucatán, Quintana Roo y Campeche) es la zona con el mayor nivel de sus ocupados que perciben hasta 2 salarios mínimos (59.5%); el centro norte ostenta el mayor indicador en el rubro de más de 5 salarios mínimos (4.3 por ciento).

José Luis de la Cruz Gallegos, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC), dijo que la región sur-sureste tiene problemas estructurales, principalmente la informalidad y la generación de empleo de bajo valor agregado.

“El sur-sureste tiene un problema estructural, primero de informalidad, el problema es que la regulación y los cambios que se hacen en el marco legal no terminan impactando”, pronunció.

Además, el director del IDIC comentó que la región escasea de actividad productiva de alto valor agregado, particularmente industrial, “entonces, lo que muestra es que si se busca reconstruir el mercado laboral y que tenga buenos salarios y buenas prestaciones en esa zona, sin duda implica un proceso de nuevo desarrollo económico”.

Boom

El centro-norte mostró el mayor nivel salarial (4.3% de sus ocupados gana más de 5 salarios mínimos), debido a Baja California Sur, entidad de vocación turística. El estado fue primer lugar a nivel nacional, con 10.4% de su población ocupada que supera los 15,402 pesos mensuales.

“La región del centro-norte ha sido la que más se ha industrializado en los últimos años”, explicó Héctor Magaña Rodríguez, coordinador del Centro de Investigación en Economía y Negocios del Tecnológico de Monterrey.

“Estos resultados (centro) se deben, principalmente, a que se encuentran las actividades con mayor valor agregado en la parte industrial”, precisó De la Cruz Gallegos. Añadió que el centro-norte, más occidente y Bajío, serán los que tengan mayor oportunidad para tener una proporción de su población con mejores niveles de ingresos en el futuro, debido a las alianzas regionales que están formando, como el Acuerdo de San Miguel —plataforma de alto nivel en desarrollo económico y social entre Querétaro, Aguascalientes, San Luis Potosí y Guanajuato—.

[email protected]