Bajo la intervención de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), el Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM) y Teléfonos de México (Telmex) llegaron a un acuerdo en su revisión de contrato colectivo de trabajo al aceptar 4.5% de incremento al salario y 1.85% en prestaciones, además del compromiso de mantener la plantilla laboral, es decir sin despedir trabajadores.

Con lo anterior quedó conjurada la huelga prevista para el medio día de este viernes, luego de las marcadas diferencias en las propuestas presentadas por la empresa y las demandas del sindicato que encabeza Francisco Hernández Juárez.

De las demandas que solicitó el STRM en el incremento de productividad acordó con la empresa incrementar la Bolsa de este concepto por 125 millones de pesos, aunque lo que pedían era 2,900 millones de pesos.

De acuerdo con el Sindicato, en el tema de las vacantes, había 1,030 plazas que no se habían aplicado y que sumadas a 1,600 que propuso la empresa en esta negociación se tienen la posibilidad de cubrir parte de los 9,000 puestos que ha perdido el STRM desde hace 10 años, y estos se aplicarán en los próximos 18 meses.

Respecto a la demanda de mantener 35,000 trabajadores de Telmex en el futuro, la empresa sólo se comprometió a no realizar despidos y se trabajará de acuerdo con las necesidades de la empresa, con el personal que se necesite y los requerimientos de la empresa , indicó Francisco Hernández Juárez.

La creación del Fideicomiso para la permanencia en el empleo, es decir incrementar la edad de jubilación, el único compromiso que dejó Telmex, es que en 30 días se buscará un instrumento que permita, sin violar los derechos de los trabajadores, elaborar un programa de permanencia voluntaria.

El Contrato Colectivo que estuvo en revisión tendrá una vigencia de dos años, es decir que en el 2014 deberá actualizarse de nueva cuenta.

A las 16:00 horas el dirigente sindical notificó a la comisión revisora del sindicato sobre el acuerdo, mismo con el que se da por terminada la negociación de 2012.

De acuerdo con información del STRM en los últimos 10 años ha perdido 9,000 plazas, como consecuencia de cambio de funciones, separación del trabajo o jubilaciones; esta reducción de personal abarca todos los departamentos, pero en los últimos años se ha acelerado, pues la empresa inició una política de reducir costos , indicó Hernández Juárez.