Durante la conmemoración de las Fiestas Patrias, en particular el Grito de Independencia, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) recomienda a la población en general, en el contexto de la emergencia sanitaria por Covid-19, mantener las medidas de sana distancia, quedarse en casa y cuidar que la preparación de alimentos sea higiénica y saludable.

Jamile Rodríguez Selem, líder de Proyectos de Nutrición en la División de Promoción a la Salud del IMSS, exhortó a evitar aglomeraciones y eventos masivos, ya que basta entrar en contacto con una persona que sea portadora de esta enfermedad para tener un riesgo de brote en casa.

Esto es de la mayor importancia si se convive con población de riesgo, tal como adultos mayores o mujeres embarazadas, puntualizó.

“Recordemos que todavía estamos en semáforo naranja y amarillo, aún no es recomendable hacer reuniones, solamente convivir con las personas que viven en la misma casa para minimizar el riesgo de exposición y no relajar las medidas preventivas, tales como la higiene de manos, mantener la sana distancia, el uso de gel antibacterial y de cubrebocas, además de procurar un espacio ventilado”, indicó.

Respecto a la preparación de la comida o cena, aconsejó que sea un integrante de la familia quien acuda a realizar la compra de los insumos necesarios y que lo haga en un horario de baja concurrencia, cuidar el lavado de manos y de los alimentos, además no compartir utensilios ni tomar del mismo plato las botanas.

La licenciada Rodríguez Selem afirmó que es posible disfrutar los platillos típicos de esta época del año de una manera saludable, basta con realizar algunas adecuaciones para que sean de mejor calidad nutricia, por ejemplo, incluir la mayor cantidad de verduras en los platillos, evitar alimentos fritos, capeados o empanizados.

“No vamos a negar nuestras tradiciones ni los platillos que estemos acostumbrados a comer, pero se pueden hacer mejores elecciones que otras. Cuidar las porciones es importante, tanto de los platillos completos como de los dulces o postres, sí se pueden comer, pero es importante cuidar la cantidad y frecuencia”, subrayó.

Indicó que en el caso del pozole, es más saludable cuando se elige agregar pollo en lugar de carne de cerdo, incorporar suficiente verdura como lechuga, rábanos, cebolla y orégano, y en caso de acompañarlo con tostadas, sustituir las fritas por horneadas, y utilizar crema y queso bajos en grasa.

En el caso del chile en nogada, dijo, es preferible que se prepare sin capear, para la nogada preferir crema baja en grasa y utilizar sustituto de azúcar, lo que ayuda a reducir la cantidad de energía.

Para las botanas, en lugar de frituras se puede elegir “bastones” de verdura como zanahoria, pepino y apio; las aguas frescas como limón, jamaica o tamarindo, que se preparen con poca o sin azúcar, y preferir su ingesta en lugar de refrescos.

Además, señaló que el consumo de alcohol y sus mezcladores “en esta temporada y en cualquier otra no es recomendable, ya que tiene un alto aporte de calorías y puede favorecer el aumento de peso, en pacientes con diabetes, que haya descontrol glucémico y quienes tienen enfermedades crónicas, son más propensos a padecer alguna complicación en caso de Covid-19”, detalló.