Por las restricciones a la circulación como consecuencia de la cuarentena adoptada frente al coronavirus pero también por la fuerte caída de la demanda, la actividad industrial en Argentina cayó en agosto un 5.2% interanual y un 4.7% mensual desestacionalizado, según el informe del Centro de Estudios de la UIA con base en datos del INDEC.

La caída, apunta el informe de los industriales, compensó “en parte el rebote que había tenido en julio por subas puntuales en algunos sectores”. La industria estuvo en el octavo mes del año un 8% por debajo de los niveles prepandemia (febrero de 2020) y acumula una baja del 11% con respecto a los primeros ocho meses del 2019.

El reporte destaca que “si bien las tasas de caída se fueron estabilizando luego de un segundo trimestre con muchas actividades sin poder operar, también se observaron otro tipo de dificultades para producir”, entre las que pone de relieve que muchos establecimientos no pudieron “contar con el personal necesario por el aislamiento obligatorio” o redujeron su producción por la baja demanda. El informe de la UIA también menciona la preocupación por las “diversas dificultades financieras, con la extensión de los plazos de pago de los clientes entre el más preocupante”.

Cabe mencionar que también frenó la leve recuperación de la industria manufacturera y de la construcción. La lenta recuperación de dos de los sectores con mayor nivel de mano de obra intensiva como lo son la construcción y la industria manufacturera se detuvo en agosto, informó el INDEC, con lo que ambos segmentos siguen sin poder recomponer sus niveles previos a la cuarentena por el coronavirus.

Tal es así que el Índice de Producción Industrial Manufacturero (IPIM) registró una contracción de 0.9% en la serie desestacionalizada respecto a julio, la primera desde abril. En ese mes la caída fue de 15% con respecto a marzo, que había registrado un hundimiento de 20 por ciento.

Desde entonces el sector con las aperturas fue recortando el desplome, pero nunca llegó a los niveles previos a la cuarentena. En agosto, respecto al mismo mes de 2019 mostró una baja de 7.1%, mayor a las observadas en junio y julio. Así, en los primeros ocho meses del año acumula una caída interanual de 12.5 por ciento.

Por rubros del IPIM, el de otros equipos, aparatos e instrumentos sufrió la peor caída, de 29.3 por ciento. Le siguieron textiles, prendas de vestir, cuero y calzados (-26.7%); automotores y otros equipos de transporte (-19.5%) y minerales no metálicos y metálicas básicas (-17.7%).