El Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP) sugirió que el próximo auditor superior de la Federación sea un contador público certificado.

De acuerdo con el IMCP, su sugerencia parte de que el contador “es el profesional formado y especializado expresamente para las funciones que debe realizar y el alto nivel de desempeño que el puesto exige”.

Agregó que la auditoría requiere de la utilización de técnicas especializadas, ya que el titular de ésta está a cargo de vigilar el correcto uso de los recursos que reciben las instituciones.

“El auditor debe ser un líder con intachable probidad, con principios e integridad, que participe en el comité ciudadano del sistema nacional anticorrupción, en el comité rector del sistema nacional de fiscalización y en el sistema nacional de transparencia”, acotó.

Asimismo, añadió que quien tenga el puesto en cuestión deberá ser un experto en la información financiera y en realizar pruebas de cumplimiento de controles para auditar a las entidades. Además, en el marco del Sistema Nacional Anticorrupción, el auditor tendrá injerencia en procesos de revisión de desempeño, auditoría forense, así como técnicas de investigación y substanciación.

“El auditor debe actuar bajo una ética profesional inquebrantable, ya que su trabajo, normalmente, es utilizado por terceras partes como empresarios, instituciones financieras y autoridades, las cuales depositan su confianza en el trabajo que realiza”, aseveró.

Por lo anterior, el IMCP precisó que el profesional mejor preparado para tomar este puesto es un contador público certificado, ya que éste cuenta con la actualización profesional a través de la certificación que realizan cada cuatro años.

Actualmente, el gobierno está en busca del nuevo titular de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), una de las piezas clave del Sistema Nacional Anticorrupción. La Cámara de Diputados es la encargada de escoger al sucesor de Juan Manuel Portal, quien permanecerá en su puesto hasta el 31 de diciembre de este año.

En total, 41 aspirantes están en busca del puesto y este fin de semana se llevaron a cabo las entrevistas, que concluyeron este miércoles. La Comisión de Vigilancia de la ASF deberá decidir entre el 7 y el 9 de diciembre la terna que deberá ser votada en el pleno de la Cámara Baja antes de que concluya el actual periodo ordinario de sesiones el próximo 15 de diciembre.

CERTIFICACIÓN ES IMPORTANTE

José Besil, presidente del IMCP y quien tomó posesión del cargo en octubre, explicó en su momento que uno de sus principales objetivos dentro de su mandato es trabajar en la certificación de los contadores.

“Tenemos que trabajar por la certificación y la ley general de profesiones. (Esto) nos da la calidad y actualización para nuestra labor como contadores”, indicó en entrevista.

En noviembre, el presidente del IMCP firmó la Renovación del Acuerdo de Reconocimiento Mutuo de la Certificación Profesional con Estados Unidos y Canadá, y que tiene una vigencia de cinco años.

“Con esta firma, el IMCP fortalece la certificación profesional nacional e internacionalmente, manteniéndose como la única institución reconocida en los últimos 20 años con facultades para otorgar la certificación profesional de contador público en México”, acotó José Besil.

Asimismo, precisó que contrario a lo que la gran mayoría de personas piensa, la labor del contador va más allá de sólo estar dentro de la parte fiscal.

“Los contadores trabajamos en el sector público, en el sector empresarial, en el gobierno a nivel de empleados y grandes funcionarios. Estamos en la docencia e incluso en la independencia. Puedes encontrar a contadores en varios sectores de la economía e incluso, en la presidencia, diputados, senadores y hasta en la bolsa de valores. Hay grandes contadores en muchas áreas, pero normalmente sólo se hace eco en la parte fiscal”, lamentó.

[email protected]