El FMI, el BCE, el Tesoro de Estados Unidos y el Banco de Japón han coincidido en la sesión de clausura del Foro de Davos en su diagnóstico esperanzador para la evolución de la economía mundial en el 2020, pese a la ligera rebaja en las previsiones de crecimiento.

En el arranque, el Fondo Monetario Internacional rebajó sus previsiones de crecimiento de la economía global a 3.3% para el 2020 y a 3.4% para el 2021, por una desaceleración mayor a la esperada en la India y por el impacto de un malestar social creciente.

Sin embargo, en un debate celebrado el viernes, los representantes de estos organismos coincidieron en que el 2020 será mejor que el 2019.

La directora gerente del FMI, Kristalina Georgieva, destacó que “estamos mejor en enero del 2020 que en octubre del 2019”, fundamentalmente por la rebaja de las tensiones comerciales gracias al acuerdo entre Estados Unidos y China, que ha desatado una oleada de confianza y ha aumentado las inversiones.

Aunque admitió que un crecimiento de 3.3% “no es fantástico”, hace falta ir más allá en las políticas monetarias y fiscales y es preciso hacer reformas más agresivas, en todo el mundo han mejorado las expectativas, y 40 países emergentes van a crecer por encima de 5%, buena parte de ellos en África.

También presumió de la buena marcha de la economía el secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, quien explicó que gracias a la agenda económica del presidente Donald Trump el país vive un momento “brillante”.

La gobernadora del Banco Central Europeo, Christine Lagarde, señaló que tanto en la Unión Europea como en la zona del euro se detectan signos positivos, con buenos niveles de empleo y el sector comercial en recuperación tras la incertidumbre provocada por las tensiones comerciales.

La directora gerente del FMI advirtió que el crecimiento se mantiene bajo debido en parte a las tasas negativas de interés.

Los cinco momentos del Foro de Davos

Del duelo entre Donald Trump y Greta Thunberg a los acuerdos comerciales exprés, pasando por la promesa de plantar miles de millones de árboles para salvar el planeta. Éstos son los cinco momentos del Foro de Davos, que terminó el viernes en Suiza.

1.- Apocalipsis inminente

El enfrentamiento entre la activista Greta Thunberg y el presidente Donald Trump marcó la reunión.

“Tenemos que rechazar a los eternos catastrofistas y sus predicciones de apocalipsis”, dijo Trump. Thunberg, comentó que todas sus reivindicaciones "fueron ignoradas".

2.- 1 billón de árboles

Se prohibió utilizar utensilios de un solo uso y se ofreció comida con proteínas alternativas (sin carne). Se lanzó una campaña para plantar o salvar “1 billón de árboles”, lo que permitiría captar CO2 sin efecto en las emisiones.

3.- Acuerdos exprés

Tras la tregua comercial entre China y Estados Unidos, la fiebre de cerrar pactos comerciales se adueñó de Davos.

Trump aseguró que este año podría lograr un acuerdo comercial con la Unión Europea.

4.- Electricidad, fuego e IA

El presidente de Alphabet (Google), Sundar Pichai, aseguró que la inteligencia artificial (IA) será para la humanidad un cambio “más profundo que el fuego y la electricidad”.

Ren Zhengfei, fundador de Huawei, la comparó con las armas nucleares.

5.- “Criminales” del clima

Este año volvieron a verse numerosas ONG en Davos, a pesar de la contradicción que supone a veces criticar a las élites y participar en su reunión anual por excelencia. Compararon asistir a Davos con estar frente a los “autores de un crimen”.