A pesar de que InverCap y Coppel fueron de las administradoras de fondos para el retiro (afores) que más disminuyeron sus comisiones, para el 2015 seguirán siendo las afores más caras y con el menor rendimiento.

De acuerdo con información de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar), InverCap redujo su comisión en 10.61%, pasando de 1.32 a 1.18%; sin embargo, sus rendimientos en las cuatro sociedades de inversión especializadas en fondos para el retiro (siefores) se mantienen en un dígito.

En las siefores básicas 1 y 2, sus rendimientos son de 6.92 y 7.30%, respectivamente; mientras que en las siefores 3 y 4, los rendimientos son de 7.93 y 9.81%, de acuerdo con un análisis de Accival que maneja precios de Bolsa, en un periodo de 36 meses.

Los rendimientos de las afores deben mantenerse en constante crecimiento para otorgar un valor agregado a los trabajadores que ahorran para su retiro. Si los rendimientos no crecen, la pensión de los ahorradores puede afectarse , comentó Oliver Ambía, consultor en finanzas.

En el caso de Coppel, que a pesar de que redujo su comisión en 10.45%, se ubica como la afore más cara de las 11 que integran el mercado, con una comisión de 1.20% sobre el saldo de la cuenta individual del trabajador.

Además, sus rendimientos se encuentran entre los más bajos del mercado, tan sólo en las siefores 1 y 2 se encuentran en 4.67 y 6.98%; mientras que en las siefores 3 y 4 son de 7.82 y 8.40%, respectivamente.

Estas afores se mantienen con bajos rendimientos debido a que sus inversiones no se encuentran tan diversificadas como otras administradoras. La comisión que cobran debería ir acorde con sus rendimientos; no obstante, en el caso de las afores sucede que las que menor comisión cobran son las que mayor rendimiento otorgan , expresó Ambía.

En este sentido, la Consar indica que los bajos rendimientos de algunas afores se deben a que destinan una mayor cantidad en el gasto comercial e invierten poco en la parte del sistema financiero para incrementar sus rendimientos.

Por ejemplo, durante el 2014, Coppel cobró una comisión de 1.34%; de los recursos que obtuvo por la recaudación de esta comisión, 28% lo destinó a gasto comercial; mientras que sólo 2% lo dirigió a inversiones y 23% a gastos operativos. El restante 47% es la utilidad que obtuvo la afore.

El alto gasto comercial explica parcialmente por qué las comisiones no han bajado más. Sería preciso bajar los costos operativos, particularmente en lo relativo a los gastos de promoción de la fuerza de ventas para reducir las comisiones aún más. Las afores han concentrado gran parte de sus esfuerzos para captar cuentas en la actividad comercial de sus promotores , destaca la Consar en un estudio publicado en su blog.

[email protected]